El principal acusado de la muerte de Mari Luz compró una botella de agua especialmente nervioso en un bar de la avenida Andalucía

0

Foto: Julián Pérez

Kiosquero que atendió a Mari Luz Cortés momentos de antes de desaparecer. (Julián Pérez).Entre los testigos que han declarado esta mañana en la segunda sesión del juicio estaba una camarera de un bar de la Avenida de Andalucía, que ha asegurado que vendió a Santiago del Valle una botella de agua entre las seis y las siete de la tarde (Mari Luz desapareció sobre las cuatro y media) y que éste se encontraba especialmente nervioso.La camarera recuerda que fue Santiago del Valle el que entró en el bar para comprar la botella de agua y le llamó la atención su nerviosismo, así como la mujer que le acompañaba pero que se quedó en la puerta del bar y que miraba constantemente para todos lados, en una actitud extraña.

También ha prestado declaración el quiosquero que le vendió a Mari Luz Cortés un paquete de palomitas y fue la última persona que la vio con vida. El quiosquero ha relatado cómo la pequeña compró el paquete de palomitas y no llegó a cruzar la calle, sino que se marchó por la derecha del quiosco.

Compartir.

Leave A Reply