El Hospital de Riotinto inicia la emisión de facturas informativas para que los usuarios conozcan el coste de la atención recibida

0

El Hospital de Riotinto, integrado en el Área de Gestión Sanitaria Norte de Huelva, ha iniciado esta semana la emisión de facturas informativas en las que se detallará a sus usuarios el coste real de la asistencia sanitaria recibida. Estas notas se centrarán en los ingresos con patologías más frecuentes y suponen una apuesta para que los ciudadanos sepan lo que habría costado su atención en caso de que hubieran tenido que abonarla.

La Consejería de Salud arranca así la puesta en marcha de este proyecto en la provincia, que progresivamente se extenderá al resto de hospitales y dispositivos de atención primaria onubenses. Se trata de una iniciativa única en España, ya que las facturas ofrecerán el precio real de cada procedimiento en cada centro y no una aproximación o coste medio del servicio, tal y como se hace en otras comunidades autónomas.

Con esta medida, de carácter eminentemente informativo y didáctico, el Gobierno andaluz hace un ejercicio de transparencia, ya que la sanidad pública se financia a través de los impuestos y supone un tercio del presu-puesto total de la Junta. Su desarrollo implica un primer paso hacia lo que se denomina ‘gobierno abierto’ y que consiste en poner a disposición de la ciudadanía la información sobre la gestión del dinero que aportan vía impuestos. Junto a esto, se pretende corresponsabilizar a la ciudadanía.

Todo ello implica una estrategia completa y de gran envergadura, pues-to que se calculan los costes aproximados pero bastante reales de cada uno de los procedimientos en cada uno de los centros sanitarios, atendiendo a distintas variables que inciden directamente y que van desde los costes directamente imputables, como el personal o el material fungible; a costes indirectos pero necesarios en el sostenimiento de la red asistencia, como es el caso de la limpieza, seguridad, administración, cocina o pruebas diagnósticas complementarias que se incluyen en los procedimientos.

Dada la complejidad, la implantación del modelo se está llevando a cabo de manera paulatina y se irán incorporando procedimientos y hospitales de manera escalonada hasta completar toda la red a finales de 2011 e incluir los 40 procedimientos más frecuentes, con lo que se cubriría el 50% de la actividad asistencial. Los documentos comenzarán a entregarse a los pacientes sobre unos procedimientos concretos: las intervenciones quirúrgicas de hernias, vesícula y cataratas a través de cirugía mayor ambulatoria. Posteriormente se introducirá la Tomografía Axial Computerizada (TAC), las mamografías, resonancia nuclear magnética y el resto de los procedimientos quirúrgicos.

Herramienta de contabilidad analítica

Para el impulso a esta iniciativa, la Consejería de Salud ha desarrollado un sistema de contabilidad analítica que permite lograr un cálculo real de cada una de las circunstancias y de cada uno de los centros y procedimientos. Se trata de un sistema integral que permite la gestión y planificación del sistema sanitario público andaluz, ya que llega a imputar toda la maquinaria que se pone en marcha en toda la red asistencial para poder prestar a los ciudadanos la mejor asistencia sanitaria posible.

Este sistema recoge la actividad de la unidad haciendo una aproxima-ción ponderada a los distintos procedimientos y a su complejidad a través del cómputo de una serie de variables: actividad, profesionales, costes de la unidad, y costes indirectos. Es, por tanto, una herramienta única que integra todos estos factores y que sirve para dar presupuestos, para gestionar y que ofrezca el coste del servicio hospitalario o los recursos necesarios para crear un servicio nuevo.

Cada hospital contará con su propio procedimiento de facturación con el fin de agilizar y facilitar los trámites administrativos en cada centro, ya que una de las máximas fundamentales que se tienen presentes en la puesta en marcha de esta medida es que en ningún momento suponga ningún esfuerzo extra para los profesionales ni ningún coste económico que dificulten su puesta en marcha.

Compartir.

Leave A Reply