La contestación contra don Mario va a más. Por Rafael P. Unquiles

0

Semana negra la que concluye para Mario Jiménez, secretario provincial del PSOE. El proyecto socialista no levanta cabeza en Huelva desde que don Mario, que ya tiene sus buenos años, asumió la dirección. Todo va de mal en peor. Ejemplos hay hasta cansarse. Pero, por resumir, citaré sólo tres: Lucena, Nerva y Lepe.

En Lucena, Juan Márquez, compadre de Manuel Domínguez, secretario provincial de Política Municipal y alcalde de San Bartolomé de la Torre, se ha visto obligado a “renunciar” a ser el candidato socialista a la Alcaldía tras saltar a la opinión pública sus conexiones con el escándalo de las prejubilaciones fraudulentas y conocerse, gracias a El Mundo Andalucía, que un sobrino al que había enchufado en Empleo firmaba por él como director general. De república bananera. Sin embargo, creo firmemente que la renuncia se ha materializado como consecuencia de la noticia que comenzaron a difundir militantes de la agrupación socialista de Lucena del Puerto, recogida por huelvaYA.es, y que decía que si Juan Márquez no era el candidato, el PSOE no tendría lista en Lucena del Puerto. Mario Jiménez tiene enfrente a la militancia de Lucena.

En Nerva los seis concejales socialistas han presentado su dimisión y han abandonado la Corporación Municipal porque no sólo se les ha impuesto al actual alcalde y líder del Grupo de Independientes (Giner) como candidato, Domingo Domínguez, sino que además se han visto sometidos a un permanente ninguneo durante todo el proceso de fichaje del cabeza de cartel. La indignación de la inmensa mayoría de los militantes socialistas de Nerva es evidente. Entre otra razones porque el candidato impuesto es la persona contra la que ellos han estado durante mucho tiempo combatiendo ardientemente y él contra ellos. Mario Jiménez tiene enfrente a la militancia de Nerva.

En Lepe la historia es tremenda. Don Mario suspendió de militancia a todos los afiliados por haberse atrevido a proponer a través de Facebook a María Bella Martín como aspirante a candidata a la Alcaldía. Toda la militancia estaba de acuerdo. Sólo había dos socialistas con carné que no compartían la decisión: José Prieto, un eterno protegido del aparato, y José Oria, el socialista que perdió la Alcaldía de Lepe. Ellos querían a un tal Iván Vázquez. Los otros 132 a María Bella Martín. Cuál ha sido al final la elección: evidentemente, Iván Vázquez. Mario Jiménez tiene enfrente a la militancia de Lepe.

Compartir.

Leave A Reply