El Ayuntamiento de Almonte lamenta la pérdida del pintor cubano Jorge Camacho

0

El Ayuntamiento ha querido expresar sus condolencias y pesar por el reciente fallecimiento en París del artista cubano Jorge Camacho, y por la desaparición de uno de los más ilustres residentes en el término municipal, donde pasó largas estancias acompañado de su mujer, Margarita. Según el alcalde de la localidad, Francisco Bella, “Jorge Camacho siempre perdurará en Almonte y Doñana. Nos quedamos con su talento y su amabilidad”.

El artista llegó a la localidad en 1973, con el objetivo de fotografiar pájaros. Según recuerda el director de la Pinacoteca almonteña, Juan Bautista Cáceres, “esa primera aproximación a una Doñana que comenzaba a tomar una posición de privilegio como referente de naturaleza en todo el mundo, provocó en el autor la decisión de fijar una residencia en el término municipal, concretamente en la zona de Los Pajares”.

A partir de aquella fecha, permaneció en Almonte, hasta el punto de que, según el director del Museo de arte contemporáneo, “ha fallecido un almonteño que eligió serlo. Estaba entroncado con todos los ritos y tradiciones de nuestra tierra, y se incorporaba con gran pasión en la anual Saca de la Yeguas o la Semana Santa. Como elemento clave de la cultura en Almonte y de algunas instituciones a las que prestó su apoyo, ha realizado una contribución fundamental a la localidad y su ámbito de referencia”.

Según menciona Cáceres, “el proyecto de la Pinacoteca estaba directamente relacionado con la presencia en el término de una persona de altísima envergadura intelectual y profesional como Jorge. Era preciso contar con una Sala que sirviera como referencia del autor. Del mismo modo, hemos realizado múltiples viajes con la colección, llevando el nombre de Almonte muy lejos de aquí”.

La figura de Jorge Camacho resulta trascendental en el panorama de la pintura contemporánea. El final del siglo XX lo sitúa como uno de los últimos referentes del movimiento surrealista. Por tanto, y en palabras del responsable cultural, “ha ayudado a conectarnos con lo mejor del arte actual”. Fue íntimo amigo de André Breton y de grandes figuras de este movimiento que quisieron pasar por Almonte y Doñana tras su pista.

Para Cáceres, “el legado de un artista tan importante como Camacho no desaparece, es la virtud de los grandes creadores. Seguirá con nosotros en esta Sala y quien quiera compartirlo con nosotros podrá hacerlo en cada uno de los cuadros que ha dejado aquí. Tenemos por delante el trabajo de divulgación y documentación que ayude a difundir este contenido cultural. Especialmente, les diría a los almonteños que deben recordar que en la calle El Cerro cuentan con un tesoro patrimonial de primera magnitud”.

Compartir.

Leave A Reply

Las cookies de este sitio web se usan para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Además, compartimos información sobre el uso que haga del sitio web con nuestros partners de redes sociales, publicidad y análisis web, quienes pueden combinarla con otra información que les haya proporcionado o que hayan recopilado a partir del uso que haya hecho de sus servicios. Ver detalles

ACEPTAR
Aviso de cookies