EL LABERINTO
Progreso
[Javier Berrio]

1

Javier  BerrioIU de Almonte ha dicho no a su dirección provincial en la pretensión de seguir permitiendo el gobierno del socialista Bella en la ciudad. La desautorización a los veteranos comunistas Valderas, Jiménez y Lara por las bases soberanas de Almonte, pone a las claras que la política de IU de sumisión al socialismo para apuntalarlo cada vez que pierde la mayoría absoluta, ya no convence ni a los suyos. Los electores onubenses han votado mayoritariamente PP como símbolo de cambio de las décadas de trasnochadas, injustas e insolventes políticas socialistas y social comunistas. Pero la nomenclatura del PCE no lo quiere entender y no desea aprobar que con votos de ‘base izquierdista’ (de progreso, lo llaman ellos), se formen gobiernos de centro derecha. Jiménez confunde varias cosas y entre ellas, la idea que tiene de ‘gobiernos de progreso’.

Progreso es evolución, el proceso natural de las especies. La evolución, como la inteligencia, es humana. El progreso es una necesidad sin la que no se entiende a las personas y ser persona supone una predisposición al cambio y a lo perfectible. Progreso es todo lo contrario de reacción y reacción es apostar por lo agotado en un intento desesperado porque nada cambie. Sectarismo –reacción-, es pretender que acercarse en un pueblo a una formación no socialista pero que quiere ponerse de acuerdo en cómo administrar de la mejor manera, es sencillamente inconcebible o contra natura. Éso es oposición al progreso. El progreso es una acción que pone en marcha nuestra propia superación y la superación de las cosas que nos mantienen atados a un pasado anquilosante. Jiménez no comprendo eso. Jiménez, hoy, es todo menos progreso.

El PCE (IU), mantiene esa actitud contra el cambio y el progreso de nuestros pueblos y provincia. Si Jiménez se empeña en poner por delante su imagen de ‘izquierdista’ (su cliché, su etiqueta), en contra del cambio que se demanda, en próximos procesos electorales habrá que informar a los votantes de que el voto a IU es un voto escondido del PSOE; que progreso y cambio pasarán por saltarse a las dos formaciones como variables de un mismo mal: una posición reaccionaria en cuanto que contraria a la variación del poder establecido hace 30 años, a saber, el PSOE, la fuerza de la ruina y el abandono de Huelva y de nuestra ciudadanía.

Compartir.

1 comentario

  1. No creo ni que Pedro Jimenez sea comunista, ni que Diego Valderas también lo sea. Veo en tu comentario un uso muy infantil de la palabra “comunista”, tomando curiosamente un tono peyorativo en todo el texto.

    Por otro lado, me llama la atención de que el proceso de que frene el avanze de este grupo político es que sean “comunistas”, seguramente el autor del texto poquito sepa de lo que se refiere por “comunista” y pediría porfavor que dejara de utilizarla tan gratuitamente o si la utiliza, utilizela con conocimiento de cuasa, mostrando los valores que defiende el “socialismo científico” y dejando de utilizarla bajo el desconocimiento.

Leave A Reply

Las cookies de este sitio web se usan para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Además, compartimos información sobre el uso que haga del sitio web con nuestros partners de redes sociales, publicidad y análisis web, quienes pueden combinarla con otra información que les haya proporcionado o que hayan recopilado a partir del uso que haya hecho de sus servicios. Ver detalles

ACEPTAR
Aviso de cookies