Este lunes se constituye la nueva Diputación Provincial nacida de las urnas el 22-M

3

Petronila Guerrero, Javier Barrero y José Cejudo.

La nueva Diputación Provincial nacida de las urnas el pasado 22-M se constituye este lunes en un acto institucional que se ha retrasado más de lo habitual por la tardanza en la formación del Ayuntamiento de Isla Cristina. La situación que se ha creado en la Diputación Provincial tras los comicios del 22-M es totalmente nueva, ya que nunca antes el PSOE se había quedado en minoría. Desde 1983, los socialistas han gobernado el organismo provincial con mayoría absoluta y sólo en una ocasión permitieron entrar a IU en las tareas de gobierno, pero sólo porque a cambio José Cejudo, el entonces presidente, fallecido en la pasada madrugada, lograba el apoyo de la coalición en Valverde del Camino. La muerte de Cejudo ha planeado sobre una sesión institucional en la que su muerte ha pesado como una losa.

Los resultados del 22-M dibujan en escenario distinto, con el PSOE y el PP con trece diputados cada uno, y con IU con un representante. Cualquiera de las tres fuerzas políticas podría gobernar, pero la Presidencia va a ser para los socialistas por la anunciada abstención de Izquierda Unida. Petronila Guerrero va a repetir al frente del organismo provincial, pero en una situación bien distinta a los últimos cuatro años.

El PP tiene como gran novedad la Portavocía que va a ocupar Guillermo García de Longoria, hasta ahora portavoz de la dirección provincial.

El pleno de la Diputación ha pasado de los 25 diputados del mandato 2007-2011 a 27. Los dos diputados adicionales, por cuestiones de población, eran de los partidos judiciales de Huelva y Valverde del Camino. El diputado de la zona de la capital ha sido para el PP, mientras que el del Andévalo se ha ido a manos del PSOE y ha sido, al fin y a la postre el que le ha valido para empatar con los populares.

En la Sierra, los dos diputados en juego se reparten 1 para el PSOE y otro para el PP. La novedad por esta zona es que el alcalde de Aracena y ex portavoz socialista en la Diputación, Manuel Guerra, no ocupará sillón en el pleno, habiendo sido sustituido por el alcalde de Jabugo, que en su día fue considerado un tránsfuga. 

En los partidos judiciales de La Palma del Condado, Moguer y Ayamonte el reparto ha sido el del empate entre las dos principales fuerzas. Por la zona del Condado y por la Costa cada uno se ha repartido 2 diputados, mientras que por Moguer se han llevado uno cada uno. La gran novedad en la Costa es la elección de María Luisa Faneca, alcaldesa de Isla Cristina, por parte del PSOE. 

En Moguer y La Palma del Condado los ganadores en votos son los socialistas, mientras que en Ayamonte los que se llevaron el gato al agua por vez primera han sido los populares. Sin embargo, en ninguna de estas zonas ha habido posibilidad de romper el empate, sobre todo porque las otras fuerzas que podrían haber entrado en el reparto han fallado. IU ha pinchado de manera estrepitosa en su habitual feudo de Bollullos, donde los independientes escindidos de la coalición han acabado siendo los ganadores, y el Partido Andalucista se ha quedado sin su tradicional diputado en la zona costera.

La sorpresa en la Costa fue el Partido Popular, que ha logrado un resultado excepcional en Lepe y mejores datos que nunca en Isla Cristina o Ayamonte. Esto le ha valido para adelantar en votos a los socialistas, que se han quedado a mil sufragios de diferencia (13.746 por 12.707).

Dado que la representación de todas las zonas de la provincia es par, salvo en Valverde, la igualdad es máxima y para obtener ventaja hay que conseguir un número elevadísimo de votos respecto al competidor político. Eso es precisamente lo que pasa en la zona de Huelva, donde el PP aventaja al PSOE en diez mil votos, gracias a los resultados de la capital. El problema para los populares por este partido judicial es que Izquierda Unida entró en el reparto. El PP ha logrado 6 diputados por sólo 5 el PSOE, pero el restante, hasta llegar al número par 12, ha sido para IU.

En la única zona donde el reparto es impar y la ventaja de un solo voto puede reportar un diputado de diferencia es en el Andévalo, en el partido judicial de Valverde. Aquí se esperaba que el PSOE lograra los dos diputados que ha obtenido finalmente, pero no con tantas dificultades. La diferencia final entre ambas formaciones ha sido de 1.202 votos a favor de los socialistas, cuando habitualmente barrían en esta zona.

Compartir.

3 comentarios

  1. Creo sinceramente que José Cejudo se merecía algo más por parte de ustedes que una simple alusión en la línea catorce de una noticia dedicada a la Diputación. Pero también creo que para eso hay que tener una clase y un estilo que todos no tenemos. Un saludo.

  2. Los parlamentarios extremeños se abstuvieron para que no gobernase el partido de la corrupción. En Huelva, la abstención implica el apoyo al partido de la corrupción. La diferencia es evidente.

Leave A Reply