El profesor Juan Carlos Gil firma en Valverde un pregón taurino con el diálogo socrático por muleta

0
Juan Carlos Gil y Loles López, alcaldesa de Valverde. (La Dama de los Leones)

Juan Carlos Gil y Loles López, alcaldesa de Valverde. (La Dama de los Leones)

(www.ambitotoros. blogspot.com) En el coso viejo de Valverde, ante una expectación inusitada, con la defensa del toro bravo y la fiesta como argumento, una dicción con muchas tablas y teatralidad suficiente para hacer creíble el esportón de argumentos con que se desplazó hasta Valverde del Camino para pronunciar el pregón no sólo taurino, sino también de inicio de estas fiestas de agosto 2011, el profesor Juan Carlos Gil, director de la cátedra Sánchez Mejías, titular de redacción en la escuela de periodismo de Sevilla, y colaborador de 6toros6, Cuadernos de Tauromaquia …, reconocido autor de textos tanto de redacción periodística como sobre el mundo del toro desde distintos ángulos.

Sorprendieron las bases sobre las que se asentaron las filosóficas formas del diálogo socrático que se estableció en el atril, instalado frente a la puerta grande y de espaldas a la puerta de toriles. Tras saludar con cariño a Valverde y dedicar sus lisonjas a un gacetillero que lo tacha de becerrista, el pregonero nos cuenta de un ruso, que responde por Dimitri, y que se persona en la feria de Valverde en nombre de una tal y rimbombante “La muy noble y beatífica sociedad vegetariana y animalista Hermandad de Sangre roja y azul de Moscú” para vivir en persona la denostada afición ibérica a la fiesta cruel de los toros. Allí le hace de ciceron un comprometido hombre de izquierdas, fiel a la causa, pero, y ahí duele, taurino , es más, novillero en sus mozos años aún no lejanos. Da posibilidades este curioso planteamiento para, que con la muleta en la izquierda, en los medios de la contrargumentación antitaurina, sin obviar una sola de de las razones esgrimidas por los diversos movimientos “antis”, sin rehuir la pelea, dándole posibilidades al enemigo, en terrenos de riesgo, luciendo al toro, dejándolo enterito en el peto de la verdad eterna del toreo.

Juan Carlos Gil, durante el pregón. (La Dama de los Leones)

Juan Carlos Gil, durante el pregón. (La Dama de los Leones)

En la alunada noche valverdeña pasaron por la mayeútica mágica del verbo fácil que se lanceó en la plaza de la Calleja de los Carpinteros, Sanchez Mejias, Hegel, los sofistas, Marx, (Carlos por supuesto), el Quijote, el criador de Peñajara José Rufino, las medias verdades de la izquierda más reaccionaria, los rancios argumentos de los progres, la tortura y sus definiciones, el dolor, el miedo, la pureza de las suertes, el toro musculado, integro y genuinamente bravo, todo un arco iris antes de un último golpe de efecto: suena el móvil del pregonero, movimiento inquieto en el ruedo por parte de los sorprendidos espectadores, el pregonero se disculpa pero anuncia que es un mensaje del tal Dimitri donde le comunica que le hará llegar su informe con las conclusiones sobre el mundo del toro. Entonces una linda señorita sube al estrado el sobre con dichas conclusiones.

La quietud en el toreo es una paradoja, porque este arte necesita

el concurso de un animal que no puede quedarse quieto, sino correr,

arrancar, atacar, embestir, es decir, acciones que implican movimiento

El pregonero las decide leer en alta voz y…Entrega sin reservas del camarada ruso, mensaje recibido, la fiesta de los toros es la más pura manifestación del arte ibérico, la forma de mantener la dehesa, el modo de conservar el uro que campaba por Europa hace apenas mil años, la forma de dar realce a la feria del industrioso y acogedor pueblo de Valverde del Camino. en palabras de Dimitri “Anhelo con fervor que sepáis defender con las armas de la razón y la palabra vuestro incomparable rito taurino, es decir, el arte del toreo que os hace diferentes en el mundo”

Dimitri, La muy noble y beatífica sociedad vegetariana y animalista Hermandad de Sangre roja y azul de Moscú y la afición valverdeña cayeron rendidas ante la fuerza de los considerandos del profesor Gil, misión cumplida, la fiesta es más grande cuando la defienden personas como Juan Carlos Gil.

Luego, ya saben, entrega de preciosos recuerdos de la noche, enhorabuenas sinceras y efusivas, Loles León que agradece y reafirma la torería de Valverde y sus gentes además de dar por inaugurada las fiestas.

Por último unos entrañables y trasnochadores ágapes en la sede de la peña taurina Palco de Ganaderos que organizaba el acto.

Compartir.

Leave A Reply

Las cookies de este sitio web se usan para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Además, compartimos información sobre el uso que haga del sitio web con nuestros partners de redes sociales, publicidad y análisis web, quienes pueden combinarla con otra información que les haya proporcionado o que hayan recopilado a partir del uso que haya hecho de sus servicios. Ver detalles

ACEPTAR
Aviso de cookies