Los peregrinos de la JMJ procedentes de otros países inician su estancia con familias de Huelva

0

Peregrinos en la santa iglesia catedral de Huelva.

La Santa Iglesia Catedral ha sido el lugar en el que se ha celebrado este jueves una oración y un acto de acogida y distribución en familias de los peregrinos que se dirigen a la Jornada Mundial de la Juventud (JMJ) y que proceden de diferentes países del mundo a las familias de nuestra Diócesis. Un momento que ha estado especialmente cargado de la alegría contagiosa de los cantos de los dominicanos y chadianos con los que han compartido su fe desde la diversidad y riqueza de sus propias culturas.

“Mi primera palabra quiere ser gracias, especialmente a Dios que permite que podamos encontrarnos esta mañana en esta Iglesia Catedral con todos vosotros”. Así ha comenzado el Obispo su intervención en este sencillo acto, en el que, partiendo de su propia experiencia cuando visitó por primera vez el país africano del Chad, ha recordado que los cristianos, cuando nos sentamos juntos a la misma mesa y nos encontramos, donde quiera que sea y por diferentes que sean nuestras costumbres, nos sentimos en casa y podemos expresar con gozo que somos hermanos.

Aludiendo a las palabras proclamadas en la lectura del Evangelio, Mons. José Vilaplana, ha invitado a dejarlo todo por Cristo, “porque cuando alguien se da a Él no pierde nada, lo gana todo”. Tomando pie de esta exhortación ha recordado que el camino de la felicidad que anhela toda persona en este mundo no está en el poder, en el tener, en el placer o en el éxito, sino en la capacidad de donarse, ofrecerse y despojarse, como Jesús nos enseña. En este olvido de nosotros mismos y nos llenamos de Cristo encontramos la verdadera felicidad. Estas jornadas serán, en palabras de nuestro obispo, la oportunidad para anunciar a los jóvenes que quien se entrega a Cristo encuentra la alegría que nadie nos puede quitar.

En torno a 1.000 peregrinos extranjeros permanecerán hasta el día 15 repartidos de dos en dos en familias de los distintos arciprestazgos y participando activamente en las actividades programadas para estos Días Previos en las Diócesis, tanto a nivel arciprestal como de parroquia. De igual manera, nuestro obispo visitará todos los grupos para contactar con ellos de cerca.

De estos mil jóvenes que vivirán estos días en nuestra provincia, 625 proceden de República Dominicana, 158 de Italia, 160 de Francia, 28 de Alemania y 11 del Chad. En cuanto a los jóvenes onubenses que partirán desde Huelva hacia la JMJ, suman unos 1.000. De ellos, 560 pertenecen al Camino Neocatecumenal, 150 viajan con la Delegación de Pastoral Juvenil y unos 200 con otros movimientos y grupos, además de otras personas que van a asistir a algunos actos de forma independiente.

Según ha informado nuestro obispo, José Vilaplana, la JMJ “ofrece un horizonte de esperanza a muchos miles de jóvenes y proporciona una experiencia de pertenencia a la Iglesia católica y de universalidad”. Durante estos días, “los jóvenes pueden experimentar que es posible vivir en paz y en armonía. Serán jóvenes de distintas naciones, culturas y razas en torno al sucesor de Pedro”.

En lo relativo a nuestra Diócesis, la oportunidad que ofrece la JMJ tiene también un significado muy especial “porque muestra nuestra capacidad de acogida”, ha señalado. En este sentido, nuestro Pastor ha querido agradecer a las familias, a las parroquias, a los sacerdotes más implicados, a la Delegación de Pastoral Juvenil y a las entidades públicas “el recibimiento que están dispensando a los jóvenes que están llegando a compartir con nosotros unos cuantos días”.

D. José Vilaplana ha querido destacar también que “se está haciendo un gran esfuerzo para que los jóvenes aprovechen también estos días como un momento de formación en su identidad cristiana”. De esta manera, los peregrinos podrán encontrar en sus mochilas un Evangelio según San Mateo en seis idiomas, una guía de todos los actos que van a realizarse y un catecismo destinado especialmente a los jóvenes.

El programa de actos en Huelva capital de cara a la jornada del viernes es el siguiente:

Día 12

-10:30 horas: Oración de la mañana (parroquia de la Purísima Concepción)

-12 horas: Visita en barco al P.N. Marismas del Odiel Tarde Visita a la parroquia de la familia de acogida

Compartir.

Leave A Reply

Las cookies de este sitio web se usan para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Además, compartimos información sobre el uso que haga del sitio web con nuestros partners de redes sociales, publicidad y análisis web, quienes pueden combinarla con otra información que les haya proporcionado o que hayan recopilado a partir del uso que haya hecho de sus servicios. Ver detalles

ACEPTAR
Aviso de cookies