La ‘Carta de Valencia’ defiende la gestión y los servicios de las diputaciones

0

Los presidentes de la Diputaciones.

El presidente de la Diputación de Huelva, Ignacio Caraballo, ha defendido este miércoles que “las diputaciones son necesarias, aunque hay que adaptarlas rápidamente a las demandas del siglo XXI”. Caraballo, vicepresidente de la Comisión de diputaciones, Comisión de diputaciones, cabildos y consejos insulares de la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP), ha asegurado que el documento de trabajo asumido por 29 representantes de toda España en la reunión de la comisión celebrada hoy en Valencia “es una apuesta por los ayuntamientos, los alcaldes y los concejales que son los protagonistas reales de las diputaciones y el fin último debe ser mejorar la calidad de vida de los ciudadanos”.

El presidente de la Diputación de Huelva, junto al presidente de la comisión de Diputaciones y presidente de la Diputación de Valencia, Alfonso Rus, y el vicepresidente de la FEMP y presidente de la Diputación de Zamora, Fernando Martínez, ha presentado a los medios de comunicación es documento de trabajo – la ‘Carta de Valencia’- que defiende la gestión y los servicios que prestan las instituciones provinciales a los municipios de menos de 20.000 habitantes.

“Hoy comienza un camino que debe ser corto y persigue clarificar los servicios que deben dar las diputaciones, puesto que actualmente prestan muchos servicios impropios e incluso algunos que hoy no tienen sentido porque las demandas son distintas a las de hace 50 años”, ha subrayado Caraballo, que ha hecho hincapié en que la definición de unos parámetros claros para dar servicios propios del siglo XXI “debe ir pareja a la financiación y basado en el diálogo con los ayuntamientos”.

En la rueda de prensa posterior a la sesión plenaria, el presidente de la comisión, Alfonso Rus, ha asegurado “lo que están haciendo las diputaciones en estos momentos es impensable que lo haga cualquier otra administración” en España, por su “eficaz gestión” y su “bajo coste”. Según Rus, “lo más importante es clarificar competencias y trabajar la gestión, porque estas instituciones actualmente son las más eficaces puesto que son las que tienen menos deuda y las que más gestión y apoyo ofrecen, cerrando además los ejercicios correctamente”

“Sabemos todo de los municipios porque estamos en todos ellos, nosotros, miembros de las diputaciones, somos alcaldes y concejales, de ahí que la gestión sea la más cercana y perfecta”, ha subrayado, añadiendo que “otras administraciones podrían ofrecer nuestros servicios, pero nosotros ya lo tenemos en marcha, por lo que no supone ningún coste, es la forma más barata”.

Los representantes de la Comisión han destacado que las diputaciones prestan los servicios más cercanos a los ayuntamientos y alcaldes y ayudan a los consistorios, son la administración más directa y también la más barata, “sin la que los ayuntamientos con menos de 15.000 habitantes no podrían sostenerse, y todo lo que se hace desde ellas ahora mismo no se hace desde ningún otro sitio”. En este sentido, el vicepresidente de la FEMP y máximo responsable de la Diputación de Zamora, Fernando Martínez, ha indicado que “el 26% de las competencias actuales de las diputaciones son impropias, pero estamos pagándolas”, al insistir en que lo que se pretende conseguir es que cada administración tenga su propia competencia.

“El debate sobre la reforma de las instituciones es positivo y nuestro documento se tendrá en cuenta para abordar el magnífico papel vinculado fundamentalmente al servicio público a millones de españoles que viven en el medio rural”, ha señalado, asó como que el objetivo es racionalizar la estructura administrativa de este país y evitar duplicidades, “las diputaciones están en el problema, como todos, pero no son el problema sino un mecanismo importante para solucionarlo”.

La ‘Carta de Valencia’ persigue fortalecer las diputaciones, en contra de su desaparición, mediante la restructuración y ajuste de servicios, con el fin de mantener los municipios menores de 20.000 habitantes, que están aguantando gracias a la ayuda económica y a los servicios que les están dando las corporaciones provinciales. Se trata de un documento base que se terminará el próximo día 3 de mayo en la reunión de la subcomisión técnica creada con este fin. El expediente se elevará después a la Junta de Gobierno de la FEMP y, posteriormente, al Ministerio de Administraciones Públicas, con el objetivo de que sea tomado en cuenta en la futura Ley de Gobierno Local.

Compartir.

Leave A Reply

Las cookies de este sitio web se usan para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Además, compartimos información sobre el uso que haga del sitio web con nuestros partners de redes sociales, publicidad y análisis web, quienes pueden combinarla con otra información que les haya proporcionado o que hayan recopilado a partir del uso que haya hecho de sus servicios. Ver detalles

ACEPTAR
Aviso de cookies