DESDE MI CABINA
Gran fútbol
[Paco Morán]

0

Buen fútbol. Gran fútbol el que vimos el sábado en el Colombino con un canterano que marcó las diferencias. Chuli fue el protagonista del partido. Dos goles y forzar un penalti fueron los factores determinantes para ganar al Real Murcia. Fue mejor el Recre y mereció la victoria. Sin más. Con los correspondientes ajustes defensivos que hay que seguir mejorando, ayer al menos el rival no generó tantas ocasiones de gol como en anteriores partidos lo hicieron el Mirandés y el Numancia.

Sergi Barjuan nos sorprendió a todos con la ausencia de Manolo Martínez. La sorpresa no deja de ser relativa, porque ajustándonos a la realidad, el central no está bien en este sistema y ser suplente ante el Real Murcia, era una medida lógica. Me gustó el detalle, porque ha demostrado el técnico que el carnet de identidad y la experiencia no cuenta cuando se trata de sentar a alguien en el banquillo.

Entró Zamora en su lugar y no lo hizo mal, si bien considero que Manolo Bonaque debería
ser el elegido para esa demarcación.

El equipo trato el balón como se ha propuesto y supo salir de la presión del rival cuando el Real Murcia ya perdía por 2-0 y decidió adelantar la línea de coacción. En un campo ancho como el Colombino, el equipo siempre encontrará salida de balón en una o dos líneas de pase, algo que será diferente en campos pequeños como por ejemplo ocurrió en Soria u ocurrirá en Miranda el martes.

El público se divirtió. Hacía tiempo que el Recreativo no daba tantos pases seguidos como dio el sábado ante el Real Murcia. Un fútbol vistoso que debe mejorar con el paso del tiempo cuando los mecanismos estén mejor engrasados. Jugar bien es ganar, y el Recre jugó para ganar a un rival con un buen plantel que aspira al ascenso. Ascenso, palabra que está en la boca de todos cuando la clasificación pone el Decano al borde de la promoción. Pero bueno sería no
encandilarnos con esto. El partido a partido es la mejor opción para ir dejando compromisos atrás y puntos en la buchada.

Sobre el recreativismo tengo que decir algo. Es cierto que a la afición no hay que pedirle, sino darle. Espero que el fútbol del Recreativo sea tan atractivo como lo fue el del pasado sábado para que el recreativismo responda y aumente la asistencia al Colombino. 4.000 personas en la grada es una cantidad muy pobre si se quiere dar el salto de categoría. La permanencia debería ser celebrada, pero si las aspiraciones y los deseos se comparten en un propósito de intenciones lleno de ambición, no puede haber 4.000 personas en la grada.

Siempre ponemos excusas para justificar la ausencia de espectadores.

La clasificación es lo único que puede motivar al aficionado a volver al Colombino. El camino que hay por delante depende del balón.

Hay una plantilla honrada, una propuesta plausible, un césped cambiado para la vistosidad del juego… Ahora es el aficionado el que tiene que mover fichas.

Compartir.

Leave A Reply