Zaguirre

0
[Nacho Fernández]

He tenido la inmensa suerte de compartir con Manolo Zaguirre sus días de estancia en Huelva y este Personaje, escrito así con mayúsculas, nos ha narrado vivencias en primera persona de una de las etapas más importantes de la historia de la España contemporánea, como fue la transición política desde los últimos años del franquismo hasta los albores y el posterior asentamiento de la democracia. Este gran sindicalista, respetado por todo el espectro parlamentario y sindical, conocedor personal de todos los grandes políticos de esa etapa y posteriores y cuya amistad sigue siendo cultivada por todos los que aún viven, es un referente de la vida política, sindical y social de nuestra historia reciente.
Durante sus visitas a las instituciones locales y provinciales puedo asegurar que a nadie ha dejado indiferente con su verbo fácil y su gran conocimiento de los pilares que han fundamentado nuestra democracia. Yo, abusando de esta cercanía, le hecho hincapié para que nos deje por escrito su inestimable acerbo cultural, que aclararía mucha información sesgada y abriría las puertas de la etapa más interesante de nuestra historia reciente, desvelándonos muchos porqués de la actual situación política y permitiéndonos conocer mejor a los que se llamaron Padres de la Constitución y la labor que desempeñaron en aquellos difíciles pero apasionantes años.
Expuso el último proyecto social para Haití de Sotermun y demandó la participación de las instituciones, con un compromiso de transparencia, control y austeridad, tanto por parte de la ONG como de la propia institución donante. Compromiso que debe garantizar la llegada de las aportaciones, en su práctica totalidad, al objetivo final del proyecto e incidiendo en la seriedad del mismo, ya que un prematuro abandono, una vez iniciado, podría tener repercusiones en pérdida de bienes e incluso de vidas humanas y se podría incurrir en graves delitos penales.
Explicó, en todos los foros a los que asistió estos días, el valor de la Carta Fundacional de la Unión Sindical Obrera (USO), de la que se celebra su 50 aniversario y a la que tanto contribuyó en su redacción, para demostrar su plena vigencia en los tiempos actuales. Su lectura debería de ser obligada para todos los que participen en la vida sindical y para el mundo laboral en general. Sobre todo para esos que se autodenominan sindicalistas y en realidad no pueden estar más apartados del verdadero sindicalismo.
La apasionante historia de este gran sindicalista, desde su militancia activa en los años 50, siendo apenas un adolescente, su espíritu integrador de todo el espectro sindical, nacional e internacional, junto con su gran capacidad de trabajo, le ha valido ocupar importantes cargos en el sindicalismo internacional, así como recibir recientemente la Medalla al Mérito en el Trabajo, además del reconocimiento público de infinidad de instituciones de todo el planeta.
La impronta imborrable dejada durante sus cargos del más alto rango dentro del sindicato, empezando por la secretaría general en Cataluña, para después asumir la secretaría de Relaciones Políticas y Sindicales en la ejecutiva confederal y posteriormente la secretaría general confederal, durante más de veinticinco años, así como la presidencia de honor del sindicato. Cargo, este último, que simultaneó con la presidencia y posterior dirección de la ONG del sindicato, Sotermun, por él creada y en la que, gracias a la eficacia y transparencia de su gestión, hizo tanto con los escasos medios que salían de las aportaciones de los militantes de la USO. A diferencia de las millonarias subvenciones de otros que se han dilapidado sin control en oscuros proyectos.
Sería prolijo citar en pocas líneas la multitud de funciones de alta responsabilidad desempeñadas en su larguísima trayectoria sindical, muchas de ellas trasponen ampliamente nuestras fronteras. Por citar alguna, ha sido vicepresidente de la Confederación Mundial del Trabajo y crisol en la fusión de las distintas corrientes sindicales mundiales que hoy integran la Confederación Sindical Internacional (CSI).
El amplio conocimiento del mundo laboral y sindical le ha llevado a ser ponente, formador y conferenciante en numerosas instituciones de todo tipo. Su espíritu juvenil, su pujanza y capacidad, a pesar de sus más de sesenta y cinco años, promete seguir disfrutando de sus conocimientos y experiencia.
Manolo, desde estas líneas te reitero lo que tantas veces te he dicho estos días: Por favor, déjanos constancia por escrito de tus vivencias, otros con muchísimos menos méritos que tú lo han hecho, permite que podamos disfrutar y enriquecernos con su lectura. No se debe dilapidar tanta sabiduría, ni dejar de esclarecer tanta historia de España como tú puedes narrar, ilustrando con tantas y tantas anécdotas y amenizando el texto con tu agudo sentido del humor.
Desde estas humildes letras quiero dejar testimonio de mi admiración por ti y desearte que descanses de tanto ajetreo, disfrutando de esos días que vas a pasar, en tu Bacares natal, allá en el otro extremo de Andalucía.
Gracias Manolo, aunque lo diga escuetamente, estas dos palabras encierran toda la gratitud que te debemos por estos inolvidables días que hemos compartido.

Nacho Fernández
Secretario de RRII y Comunicación de USO-Huelva.

Compartir.

Leave A Reply

Las cookies de este sitio web se usan para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Además, compartimos información sobre el uso que haga del sitio web con nuestros partners de redes sociales, publicidad y análisis web, quienes pueden combinarla con otra información que les haya proporcionado o que hayan recopilado a partir del uso que haya hecho de sus servicios. Ver detalles

ACEPTAR
Aviso de cookies