Ayamonte y Punta Umbría refuerzan su operativo de recogida de algas ante su masiva aparición en toda la Costa onubense

0

Una pala recoge algas en la playa de Punta Umbría.

Desde el pasado mes de junio se han venido acumulando algas en las distintas playas de la costa de Huelva sin que hasta el momento los ayuntamientos hayan encontrado una solución a un problema que nace de un fenómeno natural, molesto pero inocuo para la salud. Las dificultades económicas por las que pasan los ayuntamientos no ayudan precisamente a encontrar una solución. Mientras, los bañistas están molestos y el sector turístico onubense, tanto de chiringuitos como de hoteles, teme que esta proliferación de algas acabe por afectar a la llegada de veraneantes.

Una pala recoge algas en la playa de Isla Canela, en Ayamonte.

El Ayuntamiento de Ayamonte emitía este jueves una nota de prensa en la que explicaba las actuaciones que venía acometiendo desde el pasado mes de junio y cómo ha redoblado la limpieza de las molestas algas en las playas de Isla Canela y Punta del Moral.

En la playa de Punta Umbría la presencia de algas se viene detectando también desde mediados del mes de junio. La presencia no es uniforme y dependiendo de los días, de las mareas y de la temperatura se acumulan más o menos algas en zonas que también varían. Las últimas mareas, de un alto coeficiente, han hecho que las algas lleguen a zonas muy en el interior de la playa, lo que ha hecho que en días posteriores no se arrastren con el efecto de nuevas mareas. Es justo en ese momento cuando más problemas crean las algas, ya que al quedarse al sol comienzan a descomponerse, provocando no sólo malos olores sino la presencia de minúsculos mosquitos.

Desde el Ayuntamiento de Ayamonte se reconoce que “estos medios han resultado en ocasiones insuficientes ante la llegada masiva de algas a las costas, al que no ha sido ajeno ningún punto de la costa de Huelva, y de forma mucho más acuciada como se han reflejado varios medios de comunicación en otras playas del litoral”.

Desde ayer, se ha reforzado este operativo, con la llegada de máquinas especializadas, que permitirán una mayor efectividad en la retirada de estas algas.

PUNTA UMBRÍA

El Ayuntamiento de Punta Umbría, ante una nueva acumulación de algas en la playa, está retirando por tercera vez en lo que va de verano estas plantas acuáticas de la orilla, coincidiendo con la bajamar.

El Consistorio está realizando la operación con máquinas específicas, que han vuelto a realizar el proceso de recogida tras las ya realizadas de finales de junio y principio del presente mes.

El alcalde de Punta Umbría, Gonzalo Rodríguez Nevado, ha manifestado que “estamos poniendo todos los medios que tenemos a nuestra disposición para la retirada de las algas, ya que nuestra responsabilidad es mantener nuestra playa y nuestro destino turístico en perfectas condiciones”.

El primer edil ha señalado “el gran esfuerzo que estamos realizando, aunque es competencia de la Dirección General de Costas”. Pese a que se han retirado ya en varias ocasiones, “las manchas vuelven a la playa por el vaivén de las olas y, es tal la cantidad, que es casi imposible retirarlas todas”.

La acumulación de algas en las playas, al ser un proceso cíclico y natural, sucede habitualmente en todas las estaciones del año, perjudicando del mismo modo a todo el litoral. En los 11 kilómetros de playa de Punta Umbría, las plantas acuáticas están instaladas en ciertas zonas, no en todo el litoral. Al igual que está ocurriendo en otras playas de la costa de Cádiz y Huelva.

Los trabajos consisten en una retirada con máquinas de las manchas de algas durante la bajamar. Posteriormente, éstas se depositan en cubas para trasladarlas lejos de la playa. La colaboración con la Delegación de Medio Ambiente en Huelva ha propiciado que puedan ser ubicadas en una zona degradada de la localidad.

Las algas acuden a las playas de forma periódica en un proceso que las desprende del fondo, de las rocas en las que suelen estar adosadas, y las lleva hasta la orilla acompañadas por las mareas. Esta actividad biológica no suele durar mucho tiempo, aproximadamente una semana, pero puede prolongarse debido a que las mareas siguen llevándolas a las playas en la pleamar y recogiéndolas en la bajamar.

Si coinciden mareas grandes seguidas de mareas más pequeñas, lo que se produce es una acumulación de algas en la arena, pues no llega el agua hasta el lugar en el que la última marea las depositó. Esas algas que quedan en la playa comienzan a secarse, en un proceso que genera malos olores, pero que no es insalubre.

No obstante, para evitar las molestias que estas plantas acuáticas causan a los usuarios de la playa en su estado de putrefacción, se retiran de la misma con la ayuda de la maquinaria indicada.

Compartir.

Leave A Reply

Las cookies de este sitio web se usan para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Además, compartimos información sobre el uso que haga del sitio web con nuestros partners de redes sociales, publicidad y análisis web, quienes pueden combinarla con otra información que les haya proporcionado o que hayan recopilado a partir del uso que haya hecho de sus servicios. Ver detalles

ACEPTAR
Aviso de cookies