El alcalde de Cartaya asegura que su Ayuntamiento “no aceptará amenazas ni chantajes de la dirección de MAS’

2

Juan Miguel Polo, durante un pleno.

El alcalde de Cartaya, Juan M. Polo, ha respondido este martes con contundencia al comunicado de la Mancomunidad de Servicios de la Provincia de Huelva (MAS), y su empresa pública Giahsa en el que advierte de la puesta en marcha de una amplia batería de iniciativas jurídicas contra los ayuntamientos que abandonen la Mancomunidad. Polo asegura al respecto que “el Ayuntamiento de Cartaya no aceptará amenazas ni chantajes de la dirección de MAS”, por cuanto “ha iniciado un procedimiento absolutamente legítimo y ajustado a la legalidad, motivado precisamente por los incumplimientos de la Mancomunidad, que no cumple los compromisos de pago alcanzados con los ayuntamientos”.

El primer edil cartayero considera “inaudito y sorprendente que una empresa pública amenace con responsabilidades penales a funcionarios y alcaldes que, en representación de sus ciudadanos, son los verdaderos responsables de la misma, porque son los ayuntamientos los que realmente la constituyen y le dan forma jurídica”. En este sentido habla incluso de “coacción clara contra la libertad de los funcionarios públicos”, procedente además “de una mancomunidad en cuya cúpula directiva hay tres imputados, y que, a pesar de ello, se atreven a dar lecciones de legalidad”.

El alcalde cartayero asegura que el Consistorio seguirá adelante con el procedimiento para abandonar la MAS “aunque tengamos que ir a los tribunales para defender un recibo del agua más barato y más justo”. Además, Polo asegura que “el Ayuntamiento de Cartaya no colaborará con una empresa cuya gestión financiera deja mucho que desear, con una deuda cada vez más importante, que se revierte en el recibo que abonan los ciudadanos, para mantener los sueldos millonarios de su cúpula directiva político-técnica”.

El portavoz del Equipo de Gobierno, Gabriel Maestre, ha criticado igualmente “la doble moral” de la Mancomunidad, “que ha iniciado el proceso de privatización de las depuradoras de la Costa, el Andévalo y el Entorno de Doñana, por un procedimiento ‘de urgencia’ y ‘restringido por invitación’ y que se atreve a amenazar a los ayuntamientos que representan a los ciudadanos, que son los legítimos y únicos propietarios de las redes, con llevarlos a los tribunales por buscar una solución a los impagos de Giahsa e intentar conseguir mejoras en el servicio y un abaratamiento del coste en el recibo del agua que pagan los vecinos”.

Asegura Maestre que “la actitud de Giahsa nace de la desesperación por la grave situación política y financiera de la Mancomunidad, que lleva a sus dirigentes a utilizar como último recurso el miedo y la coacción para mantener sus sueldos millonarios y para evitar que los ayuntamientos inicien procedimientos totalmente legítimos”. Insiste el portavoz del Equipo de Gobierno en que, además, estos procesos “están provocados por los reiterados incumplimientos de la empresa pública, que adeuda a este Ayuntamiento 6 millones de euros y se atreve a dar lecciones de apuesta por lo público cuando está privatizando servicios precisamente por procedimientos de urgencia”.

NOTA DE LA REDACCIÓN DE HUELVAYA

(Del comunicado al que alude el Ayuntamiento de Cartaya no pudo hacerse eco HuelvaYa, al no haberlo recibido, ya que la declaraciones de MAS, que se hacían de manera impersonal, fueron difundidas a través de la agencia Europa Press, cuyo servicio no tiene contratado este medio digital).

HIGUERA DE LA SIERRA

El alcalde de Hguera, Manuel Fal, ha confirmado por su parte su salida de la Ma comunidad de Servicios de la provincia de Huelva y por lo tanto de Giahsa. Higuera ha cobrado parte del canon exigido pero no la totalidad y “no se tienen garantías de que se vaya a cobrar lo que se nos debe”. Además el alcalde quiere denunciar presiones para no hablar con la amenaza de no cobrar. “Las declaraciones que tú haces en los medios no ayudan a que te podamos pagar”, son palabras de Miguel Novoa.

Manuel Fal dice que no se puede amenazar a alcaldes, concejales y funcionarios de la manera que lo hace MAS: “No tienen ni autoridad política ni moral para hacer semejante cosa. Solo son representantes de una Mancomunidad, que es una unión de municipios que buscan un bien común, no el beneficio de unos cuantos y de los partidos políticos”.

“Esta Mancomunidad está mal planteada y hay que reorganizarla o eliminarla. Un municipio no puede ser esclavo de una Mancomunidad y mucho menos de sus dirigentes que además la han llevado casi a la quiebra”, dice el alcalde.

El alcalde de Higuera pide al Partido Popular y a Izquierda Unida que se replanteen su presencia en MAS, les pide responsabilidad ya que han sido los Partidos que han puesto un poco de sentido común en todo lo que está pasando. “MAS y la desaparecida Aguas de la Sierra ha sido un invento del PSOE, que ha llevado a la ruina a GIAHSA, los ciudadanos pagan mucho más por el agua y a que un servicio básico como el agua esté en una disputa constante, sin ninguna necesidad”, insiste.

“Tengo absolutamente claro que los únicos culpables de la situación son los malos políticos del PSOE”, concluye Manuel Fal

Compartir.

2 comentarios

  1. Con dos cojones. A ver si de una vez limpiamos esto. Estan robando al pobre para dar de comer al rico. Jodidos sociatas, que no os veamos en lo mitines que las vais a tener. Han subido el recibo tresnveces su valor para mantener los cinco mil euros que cobra el alcalde de puerto mpral. Otro mas de los tantos que hay. Golfos ma bque golfos que van a consrguir que el pueblo se levante en contra de ellos a palos. Sigue dandonos mario jimenez que te acordaras pedazo de trepa.

  2. lamoscacojonera on

    DDDvvvDDDvvv ya se van aclarando las cosas. Los alcaldes y concejales de algunos ayuntamientos están observando el verdadero ser de MAS-GIAHSA, mantener un chiringuito, otro más, del PSOE para colocación particular de sus allegados desde trabajadores hasta la cúpula gerencial y presidencial. Ya lo he escrito en otras ocasiones, todo este desastre que se avecina es por culpa de una gerencia que se ha plegado a unos intereses políticos y no técnicos de la gestión del agua. A ello han contribuido los comites de empresa al servicio del cuerpo directivo y no de los trabajadores. Han sido manejados hasta tal punto de que se llegan acuerdos verbales para contratar a trabajadores despedidos de Moguer y de Lepe y ninguno del Condado.

    No es de recibo que una empresa pública que gestiona en encomienda unas instalaciones y un servicio, previo acuerdo de pago del alquiler de sus redes e instalaciones, pretenda privatizar la gestión de parte de ese servicio y no haber satisfecho el canon o el pago del alquiler
    .”Lo mío lo privatizo o hago lo que mejor sea para mi pueblo yo” o en semejanza con la frase pronunciada por un trabajador: ” en mi hambre mando yo”.

    Con el temor de las represalias de su propio partido, muchos alcaldes socialistas están callados y aguantando las decisiones de la gerencia-presidencia de MAS-GIAHSA, aunque estas estén en contra de los intereses de sus ciudadanos y de los motivos por los cuales se adhirieron a la MAS.

Leave A Reply

Las cookies de este sitio web se usan para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Además, compartimos información sobre el uso que haga del sitio web con nuestros partners de redes sociales, publicidad y análisis web, quienes pueden combinarla con otra información que les haya proporcionado o que hayan recopilado a partir del uso que haya hecho de sus servicios. Ver detalles

ACEPTAR
Aviso de cookies