Grupos ecologistas inician en Escacena y Paterna la XVII Campaña de salvamento de pollos de aguilucho cenizo

0

La campaña se va a desarrollar por los colectivos ecologistas Ituci Verde y Alcarayón.

Los grupos ecologistas Ituci Verde y Alcarayón han iniciado la XVII campaña de salvamento de pollos de aguilucho cenizo en los campos de Tejada, una amplia campiña cerealista perteneciente a los municipios onubenses de Escacena y Paterna del Campo.

La jornada de inauguración de la presente campaña ha estado presidida por la coordinadora provincial de Voluntariado en Huelva, Rebeca Martín, junto al técnico de medio ambiente responsable del proyecto de salvamento, Miguel Garrido.

El objetivo fundamental de las actuaciones consistirá en el seguimiento y control de la población de aguilucho cenizo, una bella rapaz esteparia declarada vulnerable por desaparición de su hábitat y protegida por la actual ley andaluza de flora y fauna. Dado que la especie construye sus nidos directamente sobre el trigo de los cultivos, su principal amenaza viene motivada por la alta mortalidad que las máquinas cosechadoras provocan en sus nidadas una vez que se inicia la siega del cereal, haciéndose imprescindible el marcaje de los nidos a fin de que puedan ser detectados por los maquinistas y evitar así la muerte tanto por mutilación o atropello que sufren los polluelos.

La campaña, que se prolongará hacia mediados del mes de julio, se desarrollará hasta que los pollos de aguilucho cenizo hayan alcanzado la fase de volantones y comiencen junto con los adultos la migración de retorno hacia sus zonas de invernada en África. En el amplio operativo desplegado por Miguel Garrido desde la Delegación Provincial de Medio Ambiente, trabajarán, además de los propios técnicos, tanto los agentes de medio ambiente como auxiliares de campo de la Agencia Andaluza de Medio Ambiente, a los que como cada año se sumarán con ilusión y motivación renovada los voluntarios de la asociación ecologista Ituci Verde, produciéndose así una estrecha colaboración entre administración pública y participación ciudadana con tal de aunar esfuerzos en la conservación de una de las especies “bandera” más características de las campiñas cerealistas de Andalucía, todo un símbolo de la riquísima fauna silvestre y del patrimonio natural de nuestros pueblos y paisajes agrarios.

Compartir.

Leave A Reply