Destacan el carácter emprendedor del Picadero ‘La Suerte’ de Galaroza

0
El picadero de Galaroza.

El picadero de Galaroza.

La Consejería de Agricultura, Pesca y Medio Ambiente ha apoyado en los últimos años la modernización del Picadero ‘La Suerte’ de Galaroza que, con ayudas por valor de 103.384 euros y una inversión público-privada global que ronda los 200.000 euros, se ha convertido, en palabras de la responsable del ramo en Huelva, Carmen Lloret, en “todo un referente de innovación y atención personalizada al caballo en la provincia”.

En este punto, la delegada territorial ha puesto de relieve el afán emprendedor de esta pequeña empresa familiar que aporta, desde su continua apuesta por la diversificación, valor añadido a un entorno como el Parque Natural Sierra de Aracena y Picos de Aroche, al generar riqueza en la comarca a la vez que contribuye a un mayor disfrute de su paisaje por medio de una serie de rutas ecuestres por sus caminos y veredas.

La última actuación, para la que este recinto, adherido a la Carta Europea de Turismo Sostenible (CETS), ha contado con una partida de 59.175 euros, se ha traducido en la construcción de un caminador circular provisto de las últimas tecnologías y de nuevos boxes y corrales, así como la mejora de los existentes, para alcanzar una capacidad para medio centenar de caballos y ofrecer un servicio de pupilaje de la máxima calidad. Asimismo, se ha procedido a la adecuación de la pista al aire libre, la dotación de rampas para posibilitar el acceso al caballo de personas con discapacidad y la instalación de placas solares fotovoltaicas para la iluminación de las distintas áreas del picadero.

Este último proyecto ha venido a dar continuidad a los trabajos ejecutados en 2010, que contaron con una subvención de 38.709 euros para el cerramiento del picadero cubierto, que permitió alargar la oferta de clases de equitación y las terapias ecuestres durante todo el año, y la colocación de placas fotovoltaicas para el lavado de los animales con agua caliente. Todo ello, sin olvidar la celebración de cursos, una materia para la que también se le concedió desde la Consejería de Agricultura, Pesca y Medio Ambiente otra partida de 5.500 euros.

Turismo activo, formación y medio ambiente

Junto al turismo activo, las clases de hípica o el pupilaje, la formación profesional ocupacional, de hecho, es otro de los ejes de la carta de servicios del Picadero La Suerte, que ha impartido cursos homologados de monitor de equitación terapéutica, de auxiliar de turismo ecuestre y de herrador de caballos, cuya última edición finalizó el pasado mes de mayo. Con las últimas ampliaciones esta pequeña empresa creada en 1995 accederá, además, a otras materias, entre ellas, las de monitor deportivo, doma básica, cuidado y manejo del caballo, monitor de educación ambiental o guía por itinerarios ecuestres en el medio rural.

 

Compartir.

Leave A Reply

Las cookies de este sitio web se usan para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Además, compartimos información sobre el uso que haga del sitio web con nuestros partners de redes sociales, publicidad y análisis web, quienes pueden combinarla con otra información que les haya proporcionado o que hayan recopilado a partir del uso que haya hecho de sus servicios. Ver detalles

ACEPTAR
Aviso de cookies