DESDE MI VENTANA: ¡AGUA VA!
Buscando la libertad, destapando la mentira
[Aurelio Pino Domínguez]

0

Aurelio Pino DomínguezEn estas fechas se cumplen 60 años de la represión acaecida en Berlín en Junio de 1953, con el saldo de 380 muertes, 1.838 heridos y más de 5.100 encarcelados, de los cuales fueron ejecutadas 106 personas, y el resto de los presos, con penas a trabajos forzados. Penas que un número importante de condenados no pudo soportar, muriendo en campos de trabajo. Sesenta años se cumplen ahora, los mismos años que su ejecutor político y dictador, Walter Ulbricht cumpliera cuando sofocó esta demanda de libertad, siguiendo las instrucciones del Soviet Supremo de Moscú-Partido Comunista con Nikita Jruschef como Secretario General (Stalin falleció en Marzo de 1953), el del zapatazo en la ONU como el indisciplinado Beiras hiciera en Santiago de Compostela. El Partido Comunista Alemán, denominado como Partido Democrático Socialista Popular, tuvo la maquiavélica idea de levantar un muro, pero no un muro cualquiera, para separar al abnegado pueblo alemán bajo la dictadura de los Partidos Comunistas Ruso y su homónimo de la República Democrática Alemana, de la libertad de la zona occidental. Este muro, privó de la libertad como la jaula encierra al macho perdiz, a millones de alemanes desde el aciago mes de Agosto de 1961 hasta el 9 de Noviembre de 1989.

Buscando la Libertad, le siguieron a estos movimientos legítimos, los de otros pueblos sometidos por el Partido Comunista de turno, es el caso de las manifestaciones de los obreros de las fábricas de Poznan (Polonia) entre los días 28 de Junio al 30 de 1956, sofocadas por la contundente actuación de más de 400 tanques y 10.000 soldados, con un saldo relativamente pequeño de víctimas, 100 muertos masacrados y más de 600 heridos de bala, continuado de las consiguientes purgas y encarcelamientos decretados por Stanislaw Kania, palmero del Politburó moscovita. El alma de los polacos sufrió en silencio sin perder su fe, hasta que en 1976 nuevos conatos de huelgas asoman por Danks, semillero de Solidarnocs, un sindicato obrero que daba cobijo desde posicionamientos de la izquierda, pasando por socialdemócratas, anticomunistas, apolíticos, judíos y católicos, que fue fundado el 8 de Julio de 1980. Retumbaron los cimientos de toda Polonia, y como los Comunistas Polacos en el poder temieron por los privilegios de la Nomenklatura, el General y Presidente Wojciech Jaruzelski impuso la Ley Marcial el 13 de Diciembre de 1981 hasta 1983, aunque ello no fuera óbice para martirizar al pobre e indefenso Jerzy Popieluszko en 1984. Todo ello en nombre de la “otra libertad, la libertad del Partido Comunista”. ¡Claro! Que para eso estaba en este Mundo un tal Karel Woitila, armado con un crucifijo y un rosario y muchísima más fe. ¿Ustedes le recuerdan?

En Hungría, por aquellas fechas del 23 de Octubre hasta el 10 de Noviembre de 1956, la libertad no estaba precisamente en Budapest, y los valses del Danubio se oían en el Bolshoi de Moscú, cuando el gran Nureyev era un joven con mucho futuro artístico. El talante comunista, tanto o más duro que el prusiano, hacía recordar aquellos tiempos del Imperio Austrohúngaro, de Cultura, Fueros y Libertad que gozara el pueblo Húngaro, y como no podía ser de otra manera, otra vez el comunista Politburó, sencillamente laminó todo conato de demanda de los más esenciales Derechos de una Nación: LIBERTAD, y en algo menos de veinte días, el balance fue el siguiente: Libertad cero. Muertos civiles 2.500, heridos 13.000, refugiados huidos por la frontera austriaca: 200.000, entre ellos Kubala, Kokcis, Puskas y Czibor.

La sed y hambre de Libertad también se dejaron sentir en lo que fuera Checoslovaquia, hoy dos países dentro de la Unión Europea. La Primavera de Praga se comenzó a gestar a partir del 5 de enero de 1968, cuando el Secretario General del Partido Comunista Checoeslovaco, Antonin Novotny, pierde parte del control de la sociedad sojuzgada por su partido, con la demanda de aperturas culturales, de libertad de prensa y poner “rostro humano” al comunismo, facilitando cierta “liberarización” al mundo laboral y relaciones exteriores, cuyo único logro fue el establecimiento de relaciones diplomáticas con Israel. Alexander Dubcek invita expresamente al Presidente de la URSS Leonid Brezhnez a Praga, para presenciar la Asamblea del Presidium del Partido Comunista Checoslovaco donde se confirma el traspaso de poderes a Ludvik Svoboda. La consigna del dirigente comunista ruso es: No habrá rostro humano en el Partido Comunista Checoslovaco si se adoptan teorías burguesas, y esta República podrá ser invadida por los Ejércitos de los Países del Pacto de Varsovia. Los checoslovacos, incluido Vaclav Havel como intelectual (que llegaría a ser Presidente de la actual República Checa) quieren mantener lo poco conseguido (desaparición aparente de la censura en Prensa), nuevas asociaciones Políticas no Comunistas y libertad de culto. Ello provoca pánico en el Politburó y la solución comunista es: el día 20 de Agosto de 1968, 200.000 soldados del Pacto de Varsovia, 2.300 tanques y artillería autotransportada invaden toda Checoslovaquia. En Praga, los checos reciben a las tropas con temor y con flores. Nadie quiere provocar al invasor. A pesar de ello, hubo bastantes víctimas por disparos de armas, tanto de los soldados como de la propia policía estatal, aunque las cifras fueran relativamente moderadas, quizás no se llegó a la centena. Una vez aplastada la revuelta popular por sus Libertades y Derechos, desde el Politburó moscovita se ordenó una purga entre los comunistas checoslovacos por abandonar la ortodoxia Comunista Marxista-Leninista, con el resultado del 20% de expulsados y la consiguiente “depuración”.

Ahora me gustaría saber cuál sería la opinión de algún dirigente de IU respecto a estos hechos irrefutables con los que los diferentes Partidos Comunistas Europeos han reprimido a los demandantes de Libertad, y lo que es más importante para nosotros: ¿Qué haría el Partido Comunista de España si algún día llegase al poder por las urnas? ¿Suprimiría los demás partidos del espectro político? ¿Perseguiría a aquellos que no aceptasen sus imposiciones? ¿España sería otra especie de Cuba, un solo Partido (el Comunista) y un solo Líder? ¿Quién sería ése líder, Valderas, Cayo Lara, Pedro Jiménez, Llamazares, Centella, o el Alcalde de Marinaleda?

Compartir.

Leave A Reply

Las cookies de este sitio web se usan para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Además, compartimos información sobre el uso que haga del sitio web con nuestros partners de redes sociales, publicidad y análisis web, quienes pueden combinarla con otra información que les haya proporcionado o que hayan recopilado a partir del uso que haya hecho de sus servicios. Ver detalles

ACEPTAR
Aviso de cookies