La Junta destina 1,6 millones de euros a la rehabilitación de viviendas

0
Vivienda en rehabilitación en la Sierra de Huelva.

Vivienda en rehabilitación en la Sierra de Huelva.

La Consejería de Fomento y Vivienda invertirá antes de finalizar este año 806.000 euros en la rehabilitación 147 viviendas de familias con recursos limitados de 21 municipios onubenses, lo que permitirá mejorar las condiciones de habitabilidad de sus inmuebles.

Estas partidas, que se completarán con otros 806.000 euros en 2014, se conceden a través de los programas de Rehabilitación Autonómica e Infravivienda, dos de las líneas de intervención de la Junta contemplados en los planes autonómicos de vivienda que cuentan con mayor demanda entre la ciudadanía. Del montante total a abonar en 2013, 596.000 euros irán destinados a subvencionar las obras de reparación de viviendas, mientras que los cerca de 210.000 euros restantes se destinarán a la transformación de infravivienda.

La delegada territorial de Fomento y Vivienda en Huelva, María Villaverde, ha subrayado que estas subvenciones, cuyos proyectos de obras se entregarán a los beneficiarios en las próximas semanas, “reflejan el interés del Gobierno andaluz por optimizar los recursos disponibles para llegar al mayor número de ciudadanos y corregir situaciones de infravivienda que garantice calidad de vida a las familias”. Además, ha añadido Villaverde, “estas ayudas permitirán diseñar soluciones constructivas tradicionales, al tiempo que apoyan el tejido empresarial a escala local orientando la actividad de la construcción hacia la rehabilitación”. En ambos casos, la Junta de Andalucía contrata los técnicos que han de redactar los proyectos y dirigir las obras, de cuyos gastos se encarga la administración autonómica.

Para la selección de los trabajos del programa de Rehabilitación Autonómica se han considerado indicadores objetivos como el Paro Registrado, el TEAS (Trabajadores Eventuales Agrícolas Subsidiados), la población y la incidencia en el municipio de dicho programa en los últimos años.

En virtud de las condiciones establecidas por esta línea de adecuación, la Junta de Andalucía concederá una subvención pública equivalente al 50% del presupuesto de ejecución de las obras para mejorar el interior de las viviendas. El presupuesto de los trabajos tendrá unos límites por vivienda que oscilan entre los 12.000 y los 18.000 euros, en función de si las obras afectan o no al sistema estructural de la edificación. El restante 50% será asumido por los residentes en las viviendas. De media, cada familia recibirá entre 6.000 y 8.000 euros.

Las obras a ejecutar consisten en reparaciones de las estructuras para garantizar la seguridad constructiva de las casas y la modernización de las instalaciones de abastecimiento de agua, saneamiento y electricidad. También plantea la redistribución interior de los espacios para lograr mayor funcionalidad y aumentar las dimensiones de las estancias, así como mejoras para conseguir más luz natural y ventilación.

Las familias que se acogen a esta medida cuentan con unos ingresos inferiores a 2,5 veces el Iprem (Indicador Público de Renta de Efectos Múltiples), lo que equivale a 1.331 euros al mes. Por ello, la Consejería de Fomento y Vivienda asume los honorarios para la redacción de los proyectos y de la dirección de obras, un concepto incluido en las ayudas.

Los municipios beneficiados de las ayudas son Alonso, Calañas, El Campillo, Castaño de Robledo, Corteconcepción, Cortelazor, Encinasola, Fuenteheridos, Galaroza, Higuera de la Sierra, Hinojales, Jabugo, Los Marines, Manzanilla, Puebla de Guzmán, Puerto Moral, Rosal de la Frontera y Villanueva de los Castillejos.

Transformación de Infravivienda

Para el programa de Transformación de Infravivienda se invertirán en 2013 209.950 euros en la mejora de viviendas en tres municipios onubenses: Cala, Encinasola y Aroche. Se trata de una vía de intervención que persigue mejorar sustancialmente las condiciones precarias de alojamientos mediante la combinación de obras de rehabilitación, nueva planta, urbanización y, en muchas ocasiones, trabajo social, con el fin de lograr que la población residente permanezca en los barrios o núcleos donde se detecta este tipo de construcciones.

Con esta ayuda se atenderá a 14 familias, que recibirán de media unos 30.000 euros. Se trata de una cuantía mayor ya que las intervenciones a ejecutar son de mayor envergadura dado el grado de deterioro de las viviendas y en este caso, además, la Junta de Andalucía asume la totalidad del presupuesto de ejecución material de las obras, de forma que las familias quedan exentas de aportar parte de la inversión necesaria. Sus ingresos deberán ser inferiores a una vez el Iprem (Indicador Público de Renta de Efectos Múltiples), lo que equivale a unos 532 euros al mes.

Con ambas acciones se pretende una revitalización desde lo urbano, a través de las mejoras residenciales y de las condiciones de habitabilidad, hacia un modelo de ciudad compacta y sostenible. Pero también desde lo social y lo económico, con el fin de garantizar a la población residente condiciones de vida dignas y la creación de micro empleo en el sector de la construcción.

 

Compartir.

Leave A Reply