Jornadas de puertas abiertas en la casa de JRJ durante enero

0

Acto inaugural de la Sala GarfiasLa casa en la que vio la luz el poeta moguereño Juan Ramón Jiménez hace 132 años podrá visitarse de forma gratuita durante todo este mes de enero, después de haber sido objeto de una importante actuación de mejora. El Nobel y su gran investigador Curro Garfias vuelven a cruzar sus caminos en este emblemático edificio.

El Ayuntamiento de Moguer abre las puertas de la Casa Natal de Juan Ramón Jiménez durante todo el mes de enero para mostrar al público los trabajos de restauración y adecuación que se han llevado a cabo en esta señorial residencia de la calle Ribera, que fue reinaugurada a finales de diciembre.

Entre los nuevos contenidos de la Casa Natal destaca sin duda la Sala Francisco Garfias, un espacio dedicado a este gran poeta e investigador juanramoniano, Premio Nacional de Literatura, que ocupa ahora un lugar importante en la que fuera residencia de su admirado Juan Ramón Jiménez. Con esta nueva galería la Fundación Municipal de Cultura, ahora denominada Fundación Municipal de Cultura “Francisco Garfias”, apuesta por la proyección de dos grandísimos poetas que siempre tuvieron a gala su condición de moguereños.

El público que visite la Casa Natal puede disfrutar ahora de un interesante recorrido museográfico que se inicia en la planta baja con distintos contenidos que nos acercan al Moguer de principios del siglo XX, descubriendo la intensa actividad vinícola de la comarca, los negocios de la familia Jiménez, además de numerosos datos sobre sus integrantes, y otros muchos elementos de interés, como las espectaculares maquetas de molinos y bodegas que realizó en su día Gloria Ortega. También hay un lugar muy especial dedicado a las obras más universales de Juan Ramón: ‘Espacio’, ‘Tiempo’ y cómo no, ‘Platero y Yo’, del que se está celebrando ya el centenario de su primera edición.

La planta alta del edificio se ha dedicado casi en su totalidad a dos personas verdaderamente esenciales en la obra de Juan Ramón Jiménez: su esposa, compañera y decisiva colaboradora Zenobia Camprubí y al ya citado Francisco Garfias.

La que fuera musa y fuente de inspiración permanente para el Nobel moguereño cuenta con una sala dedicada a su figura, en un homenaje que Moguer le tributa a la persona que alentó al Andaluz Universal a construir una obra poética cuya calidad resultó decisiva para la concesión del Nobel de Literatura. En este mismo espacio se podrá reconocer la relación de magisterio que Juan Ramón desarrolló con los integrantes de la Generación del 27, y la importante labor desarrollada por el albacea del poeta, su sobrino Francisco Hernández-Pinzón, cuya hija Carmen, representante de la comunidad de herederos, ha colaborado generosamente con el Ayuntamiento de Moguer cediendo numerosos material documental y bibliográfico que aumenta el interés expositivo de esta Casa Natal.

Con respecto a la sala en la que se perpetúa la memoria de Garfias, es importante destacar que este gran enamorado de su pueblo donó a sus paisanos todo su patrimonio artístico y documental. Su biblioteca personal, con más de 3.000 volúmenes catalogados por la documentalista de la Fundación, Teresa Rodríguez, se encuentra en el Archivo Histórico Municipal junto con numerosa documentación del que fuera Premio Nacional de Literatura en 1971.

En la Casa Natal se ha reproducido el ambiente de su residencia de la calle Cristóbal Colón en la que nació y murió hace algo más de tres año este gran escritor, considerado uno de los mayores poetas líricos españoles de la segunda mitad del pasado siglo.

La estrecha relación que mantuvo Garfias con numerosos poetas de la Generación del 27, su profunda amistad con el pintor Daniel Vázquez Díaz, sus relaciones con los más importantes compositores y artistas del panorama musical del momento, toda su ingente labor de creación literaria que le valió entre otros muchos reconocimientos el Premio Nacional de Literatura, o su decisiva aportación a la difusión de la obra de Juan Ramón Jiménez durante cuatro décadas de trabajo en el Consejo Superior de Investigaciones Científicas, constituyen un extraordinario bagaje profesional y personal, que puede ser ya disfrutado por el público.

En definitiva unas jornadas que nos permitirán disfrutar de forma gratuita durante todo este mes de enero de un inmueble cargado de historia, en el que se proyectan las figuras de los más importantes poetas moguereños, que permanecerán ya por siempre unidos ‘en la casa atul marino’ de la calle Ribera.

Horario de visitas

La Casa Natal de Juan Ramón Jiménez abre sus puertas de martes a sábado en horario de 10.00 a 14.00 horas y de 17.00 a 19.00, y los domingos en horario de mañana.

Es importante destacar que para difundir entre la población local las excelencias de este nuevo recurso turístico y cultural con el que cuenta el municipio, los moguereños y moguereñas disfrutarán de estas jornadas de puertas abiertas de forma permanente, lo que les permitirá recorrer gratuitamente las instalaciones en la que vio la luz en la Navidad de 1881 el autor de ‘Platero y Yo’.

 

Compartir.

Leave A Reply