Junta y Ministerio acuerdan realizar un estudio “solvente” sobre el acuífero 27

0
El ministro y la consejera tras la reunión.

El ministro y la consejera tras la reunión.

La consejera de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio, María Jesús Serrano, ha obtenido el compromiso del ministro de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, Miguel Arias Cañete, para redactar un nuevo convenio que defina las obras hidráulicas en función de las prioridades planificadas por la Consejería y declaradas de Interés General del Estado y en el marco de los Fondos Europeos 2014-2020. Este acuerdo se ha alcanzado en un encuentro mantenido entre ambos dirigentes y en el que Serrano ha destacado el “gran entendimiento alcanzado”, sobre todo en materia de aguas y depuración.

En el acuerdo se contempla realizar un estudio científico “solido y solvente” sobre el Acuífero 27 (Almonte-Marismas) que alimenta de agua al Parque Nacional de Doñana. En relación con el Plan de Especial de Ordenación de las Zonas de Regadío Ubicadas al Norte de la Corona Forestal de Doñana, que permitirá establecer un equilibrio entre el desarrollo de la actividad agrícola de la zona y su impacto en el medio ambiente y las aguas subte-rráneas, la consejera ha informado que este Plan será abordado por el Consejo de Participación del Espacio Natural en los próximos días. A partir de ahí, iniciará su tramitación, por lo que se aprobará presumiblemente en el primer semestre del año.

Serrano ha señalado que una vez aprobado dicho Plan, el Ministerio de-berá cumplir su función de supervisión del uso incontrolado de pozos ilegales, por lo que ha solicitado una “implicación absoluta” de la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir (CHG) en esta materia.

Según Serrano, Arias Cañete le ha comunicado que las obras de mejora y consolidación de regadíos del Fresno (Huelva), -actuación dependiente del Estado-, se iniciarán en cuanto se solventen los condicionantes recogidos en la DIA del proyecto y que la CHG se ha comprometido a realizar un nuevo proyecto para incrementar los recursos hídricos en superficie en Doñana.

La titular andaluza de Medio Ambiente ha indicado que dicho convenio definirá qué inversiones se van a acometer en los próximos años y que el propósito de Junta de Andalucía y Ministerio es que “esté listo en un corto plazo de tiempo”. En este sentido, la consejera ha mostrado su preocupación por algunas obras del Ministerio que no avanzan al ritmo deseado como las conducciones de la Presa de Rules de Granada (Declarada de Interés General del Estado) o la mejora de regadíos Guadiaro-Majaceite, sobre las que próximamente se mantendrán reuniones específicas entre ambas administraciones, según se desprende del encuentro entre ambos dirigentes.

Oposición al anteproyecto de Ley de Parques Nacionales

En el encuentro, la consejera ha mostrado de nuevo su disconformidad frente al anteproyecto de Ley de Parques Nacionales, ya que “nace sin el consenso necesario y carente de ambición en materia ambiental”. Para Serra-no, “pocos entenderían que estos espacios perdieran sus condiciones de protección y conservación por razones económicas” y ha recalcado que “la crisis no puede llevarnos a abrir los Parques Nacionales a actividades econó-micas hasta ahora prohibidas”. En este sentido, ha vuelto a manifestar sus dudas al ministro respecto a algunos artículos de la nueva norma, ya que el Gobierno central podría recuperar parte de las atribuciones perdidas invadiendo ciertas competencias de las comunidades autónomas “provocando así nuevos conflictos competenciales”. La nueva normativa está actualmente pendiente del informe del Consejo de Estado. En este sentido, la consejera ha indicado que Arias Cañete “se ha comprometido a modificar la redacción de la nueva ley si efectivamente invade competencias de las comunidades autóno-mas”.

Por otro lado, Serrano se ha interesado por el fondo de ayudas al fo-mento del desarrollo sostenible en las áreas de influencia socioeconómica de los Parques Nacionales, unas ayudas económicas, que pese a que han servido de sustento para la pervivencia de los núcleos rurales, el Gobierno central las suprimió provisionalmente en 2013 y no las ha recuperado en los Presupues-tos Generales del Estado del presente año. Según la titular de Medio Ambiente, “esta decisión no ha sido entendida en las áreas de influencia de Doñana y Sierra Nevada, donde, por segundo año consecutivo, sus Consejos de Participación han instado al Ministerio a recuperarlas”. No obstante, la consejera se ha mostrado optimista ya que, según le ha confirmado el ministro, es probable que estas ayudas se recuperen en 2015.

Por último, la consejera de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio ha reiterado la oposición de la Junta a la intención del Ministerio de vender la finca forestal La Almoraima, ubicada en Castellar de la Frontera (Cádiz) y la apuesta del Gobierno andaluz por “una gestión pública y modélica de desarrollo sostenible y no convertir estos terrenos en un complejo especulativo”. En este sentido, ha propuesto a Arias Cañete la posibilidad de la cesión de La Almoraima a la Junta de Andalucía”, iniciativa que ha sido rechazada por el ministro.

REACCIONES

El subdelegado del Gobierno en Huelva, Enrique Pérez Viguera, ha destacado este miércoles que el encuentro entre el Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente y la Junta de Andalucía con el fin de abordar, entre otras cuestiones, el déficit hídrico en la comarca de Doñana evidencia “la colaboración” de ambas institución en un asunto “tan importante” como el Parque Nacional.

A preguntas de los periodistas en rueda de prensa, Pérez Viguera ha remarcado “la colaboración” entre las administraciones en un tema “tan importante” como es el Parque Nacional de Doñana.

En este sentido, ha recordado que existe “una intensa preocupación” por parte, tanto del citado Ministerio como por la Junta de Andalucía, sobre el aspecto hídrico en Doñana.

A este respecto, ha señalado sobre el acuífero 27 que todas las medidas que se van adoptando por parte del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente van destinadas a “reducir” las extracciones del acuífero y “sustituirlas por riego superficial”.

En este sentido, el subdelegado ha explicado que la Declaración de Impacto Ambiental (DIA) en relación con la Corona Forestal de Doñana contempla “una serie de mediciones del acuífero 27 para tratar de aportar agua superficial para esos riegos y controlar el acuífero para que no se lleve a cabo su drenaje”.

 

Compartir.

Leave A Reply

Las cookies de este sitio web se usan para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Además, compartimos información sobre el uso que haga del sitio web con nuestros partners de redes sociales, publicidad y análisis web, quienes pueden combinarla con otra información que les haya proporcionado o que hayan recopilado a partir del uso que haya hecho de sus servicios. Ver detalles

ACEPTAR
Aviso de cookies