Celebrado el primero de los Encuentros con Platero

0

encuentros plateroCon motivo del Año Platero que conmemora el centenario de la primera edición de la obra más universal de Juan Ramón Jiménez, ayer se celebró en la Casa Museo el primero de los «Encuentros con Platero». El escritor Antonio Bocanegra presentó una deliciosa colección de relatos inspirados en el tierno borriquillo.

A lo largo de 2014 todas las actividades culturales que se celebran en la ciudad de Moguer están diseñadas para rendir homenaje a Platero y yo, y por ello, también la Fundación Zenobia-Juan Ramón Jiménez ha puesto en marcha el programa denominado «Encuentros con Platero», que durante todo este año nos va a permitir disfrutar de distintos trabajos y propuestas literarias, siempre inspiradas de alguna manera en la elegía andaluza.

Durante la presentación del acto la concejala de cultura Lourdes Garrido insistió en el objetivo del Año Platero. «Se trata», afirmaba la concejala de Cultura Lourdes Garrido, «de que la obra más leída en castellano durante el último siglo sea la verdadera protagonista de la actividad cultural en nuestro pueblo, en nuestra provincia y en toda Andalucía, ya que no en vano estamos rindiendo homenaje a una de las obras que con más acierto y sensibilidad supo captar la esencia del alma de Moguer, y con ella también, una parte importante del alma andaluza».

Por su parte Antonio Ramírez Almanza, director de la Fundación del Nobel, presentó este primer encuentro con el entrañable burrillo, dando a conocer al protagonista del acto, Antonio Bocanegra, un malagueño de Ronda afincado en Cádiz y gran admirador de la obra del Nobel y de su singular personaje, que cuenta con una dilatada carrera literaria con numerosos títulos publicados tanto de poesía como de prosa. Bocanegra escribe con un estilo peculiar que recuerda sin duda la prosa poética de Juan Ramón, una «versiprosa» rica en matices y sentimientos, con la que ha tejido el libro «Juan Ramón y yo. Memorias y ensoñaciones del burrito Platero», en el que Antonio nos emociona con una colección de 51 deliciosos relatos inspirados en la elegía andaluza.

El autor denominaba también estos textos como «coplillas platerescas», porque es precisamente el personaje de Platero el que desde el paraíso animal en el que permanece desde su muerte, da respuesta a través de una singular relación epistolar con Juan Ramón, a las ideas del poeta sobre el propio borriquillo y sus peripecias, o sobre la sociedad de la época.

Se trata en suma de un delicioso trabajo literario cuya estrechísima relación con la obra del Nobel permitió iniciar con enorme oportunidad y brillantez, estos «Encuentros con Platero» que se desarrollarán en la Casa Museo de la calle Nueva durante todo este 2014.

 

 

Compartir.

Leave A Reply