Proyecto para que el biogás de la fermentación de residuos genere energía

0

La Diputación Provincial de Huelva está trabajando, a través del Servicio Provincial de Transporte y Tratamiento de Residuos no Peligrosos, en el proyecto de una instalación que permitirá que el biogás producido en la fermentación de los residuos del vertedero sea utilizado para la generación de energía eléctrica.

Este servicio, puesto en marcha por la Diputación en 1995 tras la clausura y sellado de más de un centenar de vertederos incontrolados que existían a lo largo y ancho del territorio provincial, también cuenta con instalaciones auxiliares para la gestión de los lixiviados –fracción líquida contenida en los residuos– y actualmente se está trabajando en el citado proyecto para la generación de energía eléctrica a través del biogás que se produce en el proceso de fermentación con el fin de que estos residuos, transformados en energía, en forma de gas primero y de electricidad después, generarán producción eléctrica.

Según los datos del ente provincial este servicio ha tratado durante el pasado año alrededor de 253.000 toneladas de residuos, generándose una media 1,33 kilogramos por habitante y día. De los productos recuperados en las instalaciones el 38 por ciento son metales, el 21 papel y cartón y el 29 de diferentes tipos de plásticos, siendo el resto envases tipo brick y vidrio.

A su vez, durante 2013 se han recuperado un total de 9.822,5 toneladas de materia orgánica bioestabilizada, de las cuales se han expendido más de 8.000 para su aplicación como enmienda de suelos.

Al respecto, la diputada del área de Desarrollo Local, Innovación, Medio Ambiente y Agricultura, Esperanza Cortés, ha remarcado que “el mejor residuo es el que no se genera”, pero una vez generado el servicio provincial asegura que “se gestione de forma ambientalmente correcta”, lo que supone “un paso necesario más para la conservación del medioambiente y de los recursos naturales, contribuyendo a un desarrollo sostenible de toda la provincia”.

Este servicio tiene como ámbito de actuación desde el año 2006 la totalidad de los 79 municipios de la provincia, donde residen, aproximadamente, 520.668 habitantes repartidos en una extensión de más de 10.000 kilómetros cuadrados, y hace frente a todos los residuos urbanos domésticos que se generan y depositan en los contenedores de residuos orgánicos y fracción resto, no incluyéndose en el mismo los residuos procedentes de la recogida selectiva.

Está gestionado por la empresa concesionaria del Servicio, UTE Tratamiento Huelva (Cespa, S.A. – Cespa G.R., S.A.), dividiéndolo en dos zonas operativas. Cada una de ellas cuenta con un Centro de Tratamiento de Residuos no Peligrosos, en la planta de Villarrasa y en la planta del Andévalo, y sus respectivas Estaciones de Transferencia de Residuos no Peligrosos en las localidades de Almonte, El Campillo, Linares de la Sierra, La Rendodela, y la Estación de Transbordo de Huelva.

En estas plantas y en los centros de tratamiento se recepcionan los residuos, se clasifican y se recuperan aquellos materiales susceptibles de valorización, destinándose los residuos orgánicos al compostaje, pasando el material no recuperable a un vertedero de apoyo controlado. El coste de la gestión completa ha ascendido a más de nueve millones de euros, financiado mediante la Tasa Provincial de Tratamiento, un coste que no incluye los asociados a la recogida de los contenedores de basura y su traslado hasta las instalaciones del servicio provincial.

Actualmente se están realizando las obras de construcción de una nueva estación de transferencia en Huelva capital, por parte de la Consejería de Medio Ambiente de la Junta de Andalucía y, una vez finalizadas las obras, la instalación será gestionada por este servicio provincial.

Compartir.

Leave A Reply