Cortés, absuelto del tiroteo en el Torrejón, pedirá a la Fiscalía del Estado que estudie su caso al acusarlo el fiscal “sin pruebas”

2

fotonoticia_20140321120519_800

El tribunal de la Sección Primera de la Audiencia Provincial de Huelva ha absuelto a Juan José Cortés, padre de Mari Luz, y sus familiares, excepto a su cuñado, de los delitos de homicidio en grado de tentativa, de tenencia ilícita de armas de fuego y amenazas, tras no considerar probado el juez que participaran en una reyerta que tuvo lugar en septiembre de 2011 en la barriada onubense de El Torrejón.

No obstante, el tribunal ha condenado a su cuñado, V.J.M., que reconoció ante el juez que fue el autor de los disparos contra la casa de A.F., tío de Cortés, a 14 meses de prisión por los delitos de tenencia ilícita de armas y por otro de amenazas no condicionales y al pago de 240 euros por una falta de lesiones, según reza en la sentencia, a la que ha tenido acceso Europa Press.

El tribunal considera probado que el 20 de septiembre de 2011 A.F., mantuvo una discusión telefónica con su sobrino Juan José Cortés y en el curso de la misma A.F., le dijo que “se cagaba en sus muertos”, expresión que causó “un gran impacto emocional” en Cortés, algo por lo que su tío posteriormente pidió disculpas.

Al día siguiente y al tener el condenado V.J.M., conocimiento de esa discusión, se dirigió sobre las 2,00 horas al domicilio del hermano de A.F., donde se encontraban varios familiares, portando una escopeta de caza de la que carecía de licencia o permiso, y con la finalidad de amedrentar a sus posibles moradores efectuó tres disparos sobre las tres ventanas de la vivienda, un disparo sobre cada ventana que en aquellos momentos estaban cerradas y con las persianas bajadas, por lo que los perdigones impactaron en las mismas, en el salón y en dos dormitorios de la vivienda alcanzando uno de ellos a A.F, causándole una herida.

El juez considera que en esta acción no participó ni Juan José Cortés ni su padre ni sus hermanos, indicando además que su cuñado no es responsable de un delito de homicidio en grado de tentativa pues “no concurren los elementos del tipo penal” y no ve probado que disparara “con intención o ánimo de matar”.

Sobre la petición realizada por las defensas de nulidad del procedimiento por vulneración de derechos fundamentales, el juez las ha denegado considerar que “no se aprecia ninguna vulneración en la actuación procesal del instructor”.

Por último, sobre las pruebas biológicas tomadas de las prendas de los procesados consideradas por las defensas “sin validez”, el tribunal señala que “deben de ser excluidas del acervo probatorio de cargo por la ilicitud en su obtención derivada de la omisión de la necesaria asistencia letrada”.

Cortés pedirá a la Fiscalía del Estado que estudie su caso al acusarlo el fiscal “sin pruebas”

José Cortés, padre de Mari Luz Cortés, se ha mostrado “muy satisfecho porque la justicia ha sido justa” tras conocer el fallo del tribunal de la Sección Primera de la Audiencia Provincial de Huelva, que lo ha absuelto a él y a sus familiares, excepto a su cuñado, de los delitos de homicidio en grado de tentativa, de tenencia ilícita de armas de fuego y amenazas, tras no considerar probado el juez que participaran en una reyerta que tuvo lugar en septiembre de 2011 en la barriada onubense de El Torrejón.

En declaraciones a los periodistas en la puerta de los juzgados onubenses, y rodeado de sus familiares, Cortés ha anunciado que pedirá a la Fiscalía General del Estado que estudié “qué ha pasado en este caso con la Fiscalía”, al considerar que este órgano los ha acusado “sin pruebas”, y ha incidido en que “si tiene depurar responsabilidades, que las depure porque no es lógico que acusen a cinco personas cuando solo había una escopeta y una persona que se autoinculpaba”.

“Haber tenido a cuatro personas inocentes masacradas por todos lados ha sido injusto y se merece como mínimo una explicación”, ha enfatizado Juan José Cortés, que ha añadido que va a estudiar “si se ha cometido prevaricación o no” por parte del fiscal del caso.

En cuanto a la condena interpuesta a su cuñado, ha señalado que la aceptan y que “fue preso de un calentón y del nerviosismo e hizo algo de lo que luego se arrepintió”.

De igual forma, ha indicado que éste “guardó silencio hasta el día del juicio, algo que se puede entender”, pero ha lamentado que han estado “sometidos a un castigo muy grande”.

A partir de ahora Cortés, según ha remarcado, retomará su actividad en el Ayuntamiento de Sevilla, donde trabaja como asesor y donde estaba dado de baja, a lo que ha añadido que “los que querían la cabeza de Juan José Cortés en bandeja de plata al final no lo han conseguido y queda Cortés para tiempo”.

Compartir.

2 comentarios

  1. pepito perez on

    Dale to lo fuerte que puedas que mas de uno de estos deben tomas de su propia medicina, acusando a inacentes y en algunos casos incluso sin resolver 6, si 6, años despues’ sin prueba para construir alguna acusacion. Dale duro por ti y por los demas

Leave A Reply