Escolares de Chucena visitan Giahsa para conmemorar el Día Mundial del Agua

0

Giahsa_DMA_14La empresa pública Giahsa se ha sumado este sábado a la celebración del Día Mundial del Agua enarbolando la bandera del compromiso social, “uno de los pilares sobre los que se viene sustentando una nueva etapa de gestión en la que, además, se están combinando dos factores fundamentales: la proximidad y la implicación”. Con ese motivo, un grupo de escolares de la localidad de Chucena visitaron este viernes las instalaciones de la empresa en Aljaraque, conocieron el día a día de la gestión del ciclo integral del agua y, finalmente, desplegaron junto al Director Ejecutivo de Giahsa, Manuel Domínguez, una gran pancarta confeccionada por ellos mismos en alusión al día que se conmemoraba.

Los usuarios de los 65 municipios de la provincia integrados en la Mancomunidad de Servicios (MAS) perciben y se familiarizan cada vez más con la actividad que genera las tareas del ciclo integral del agua, con la rapidez en la resolución de incidencias de redes o con la regularidad y operatividad en la gestión y recogida de residuos. Al mismo tiempo, comienzan a valorar el carácter social y solidario de las tarifas y la política de colaboración e interacción con los distintos ayuntamientos.

A finales del pasado año, merced al acuerdo plenario alcanzado por los representantes municipales y políticos de la Mancomunidad, Giahsa se convirtió en pionera en España en la aplicación de medidas tendentes a asegurar el suministro de agua potable a familias onubenses en situación de escasez de recursos. Desde el preciso momento en que el Ayuntamiento en cuestión constata y acredita la existencia real del problema, la empresa pública interrumpe el procedimiento de corte del suministro. Más de una treintena de familias están encontrando de este modo una solución a un problema acuciante.

La garantía de un servicio público y básico

En Giahsa “se tiene clara conciencia de que el objetivo esencial pasa por llevar el agua en perfectas condiciones al último rincón de la provincia, allí donde se necesite. Para la consecución de ese logro se precisa de un importante esfuerzo técnico, humano y económico que apuntale un compromiso público y social. Pero del mismo modo hay que implantar y mantener una línea de actuación en la gestión diaria responsable y solidaria. De ahí que las familias que están sufriendo con mayor rigor los efectos de la crisis, las que padecen situaciones de exclusión social o desahucio de sus viviendas, no deban ser privadas de un servicio básico como es el suministro de agua potable”.

La implantación de los servicios comarcales en Sierra y Condado, por otra parte, “son la prueba más evidente de esta política de proximidad e implicación que desde principios de año se viene aplicando desde Giahsa. De ahí la entrada en funcionamiento de las Oficinas del Servicio Comarcal en Aracena y La Palma del Condado, desde las que se centra el servicio de atención al cliente y la coordinación técnica de ambas comarcas, además de la centralización de servicios (atención telefónica o formación) en la segunda de las sedes”.

Además, con especial incidencia en el caso de la Sierra, y dadas las particularidades geográficas y técnicas de la comarca, se está implantando una línea de trabajo con los ayuntamientos en aspectos como la lectura de contadores, obras de albañilería y atención a los usuarios, una política de convenios e interacción entre Giahsa y los consistorios que les aporta tanto volumen de trabajo como ingresos financieros.

En la garantía de un servicio público, en definitiva, “ha de jugar un papel esencial el compromiso social”. En Giahsa “se tiene constancia de la creciente reacción ciudadana en la defensa del agua, tanto en el plano nacional como en el internacional. Por ello hay que ofrecer respuestas en la gestión diaria de un bien básico que siendo de todos ha de ser para todos, sin excepción”.

 

Compartir.

Leave A Reply