La Junta mejora la ordenación urbana de seis municipios

0
Vista aérea de Almonaster la Real.

Vista aérea de Almonaster la Real.

La Comisión Territorial de Ordenación del Territorio y Urbanismo de la Junta de Andalucía ha aprobado una serie de modificaciones en los Planes Generales de Ordenación Urbana (PGOU) de un total de seis municipios onubenses.

Así, los acuerdos tomados por este órgano colegiado vendrán a mejorar el planeamiento de Lepe, Cala, Almonaster la Real, Corteconcepción, Lucena del Puerto y Cañaveral de León con la vista puesta, en palabras del director general de Urbanismo, Rafael Márquez Berral, en el asentamiento de un futuro en el que desarrollo socioeconómico y sostenibilidad vayan “ineludiblemente” de la mano, en la medida en que “es en ese equilibrio donde descansa la calidad de vida de la población”, informa la Junta en una nota.

En esta misma dirección se ha pronunciado la delegada territorial de Agricultura, Pesca y Medio Ambiente, Josefa González Bayo, quien ha valorado que esta Comisión ha abierto la puerta a proyectos que, “sin duda, redundarán en la generación de riqueza y de mayores niveles de bienestar social en estos seis municipios”.

Una afirmación que la responsable de la Consejería de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio en Huelva apoya en que se viene a dar un impulso “importante”, en unos casos, a la actividad industrial, agrícola y cárnica, sin olvidar otro sector clave como es el turístico; y, en otros, a la futura construcción de viviendas protegidas “que den respuesta a esta demanda y este derecho de los ciudadanos”.

El cambio del PGOU de Lucena del Puerto, en concreto, ha consistido en la adecuación del uso industrial-agropecuario del suelo para potenciar la actividad productiva ligada a la fresa y los frutos rojos, representada en la localidad condal por las cooperativas Costa de Huelva y Freslucena.

El objetivo ha sido posibilitar la ampliación de las instalaciones de la primera –con la clasificación de 24.082 metros cuadrados de suelo no urbanizable común a suelo urbanizable no consolidado de uso agropecuario– y dar cabida a la segunda –con 6.708 metros cuadrados de superficie que pasan a ser catalogados como suelo urbanizable no consolidado–.

En esta misma línea, la modificación del planeamiento de Corteconcepción da vía libre a la expansión de una fábrica de jamones y derivados del cerdo ibérico con la incorporación de 629 metros cuadrados al suelo urbano consolidado de uso industrial. En lo que respecta a Lepe, se han modificado distintos aspectos relacionados con el suelo no urbanizable y las condiciones que deben cumplir las construcciones de edificios agrícolas, ganaderos, forestales o cinegéticos, así como las dependencias habilitadas para la estancia del personal empleado en las explotaciones, excluyéndose el uso residencial.

La traducción, desde la óptica de Rafael Márquez Berral, es clara: “empleo”, la prioridad que “tenemos desde la Junta de Andalucía, por supuesto, sin menoscabo alguno del medio ambiente”. Un principio, este último, que, como ha aseverado Josefa González Bayo, se mantiene en el caso de la modificación del planeamiento de Almonaster la Real.

La aprobación de la propuesta por parte de la Comisión Territorial autoriza el uso dotacional y turístico de una serie de edificaciones existentes en espacios de suelo no urbanizable anteriores a la existencia de las normas subsidiarias del municipio serrano. La rehabilitación de estas construcciones “históricas y de alto interés etnológico”, entre las que sobresale la antigua Tenería de Almonaster (que data de principios del siglo XIX), dinamizará así la economía local sin alterar el entorno de este núcleo asentado en pleno Parque Natural Sierra de Aracena y Picos de Aroche. “Se evita con ello el impacto que siempre puede ir asociado a nuevas edificaciones”, ha apostillado el director general.

Otra de las modificaciones destacadas es la del PGOU de Cañaveral de León, dirigida a la adaptación del planeamiento municipal al Bien de Interés Cultural (BIC) Ruedo y Conjunto Hidráulico de la Laguna, una declaración que pretende reconocer los valores intrínsecos y preservar la actividad agrícola de las huertas que rodean el núcleo urbano en sus zonas sur y oeste, así como proteger determinados elementos arquitectónicos ligados a los recursos y aprovechamientos hidráulicos.

Con el fin de velar por su salvaguardia, la Comisión Territorial ha revisado la catalogación del suelo urbano para no alterar la configuración de los elementos protegidos Huerta de Regino, Antigua Huerta de Regino y Lieva y, a su vez, ha excluido del proceso urbanizador del sector Carretera de Hinojales los terrenos de huertas. Asimismo, el suelo adscrito a las Huertas del Ruedo se ha transformado en no urbanizable de especial protección por legislación específica en materia de Patrimonio Histórico.

VIVIENDA PROTEGIDA

Cañaveral de León, además, ha incorporado una previsión de 25 viviendas de protección pública dentro de un sector de suelo urbanizable con margen para 48 inmuebles (9.465 metros cuadrados).

Un campo en el que, ya en lo que atañe al municipio de Cala, la Comisión Territorial de Ordenación del Territorio y Urbanismo ha incorporado una superficie de 3.635,14 metros cuadrados al suelo urbano no consolidado que vendrá a definir una nueva unidad de actuación de 10.254 metros cuadrados con capacidad para 27 viviendas, con una reserva de seis VPO y de un diez por ciento del aprovechamiento lucrativo para el Ayuntamiento.

Compartir.

Leave A Reply

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies