EL LABERINTO.
El debate de los histriones.
[Javier Berrio]

1

Javier BerrioLa escena preparada para que los histriones salgan a actuar. El Hospital de las Cinco Llagas sigue asistiendo a las heridas abiertas en Andalucía, un país sin edificar. La presidenta de la Junta de Andalucía, en el papel de andaluza doliente y quejumbrosa, alega que el gobierno central se ha olvidado de Andalucía. Loles López, abalada por sus éxitos anteriores en el papel de primera edil de Valverde del Camino, asume hoy en el reparto el papel de asediadora a la Junta por los casos de corrupción en los ERES. Y por último, el actor de IU en el papel de esquizofrénico imposible asumiendo el poder y la oposición, el difícil equilibrio de quien estando quisiera no estar pero que, al final, da razón a la primera actriz por razones que nadie llega a comprender. Mala obra pues.

A la presidenta, no le falta razón y los espectadores llegan a entender que es verdad que Andalucía ha sido abandonada a su propia suerte, pero también comprenden que esto no es nuevo, que ha sido así a lo largo de la historia autonómica y, probablemente, desde la invasión de los reinos del norte, los de con la cruz matando o expulsando. Por mucho que intentó defender su papel de presidenta, la ineficacia y ausencia de la coalición social-comunista quedó patente. ¿Dónde el gobierno de Andalucía? ¿Dónde las 20 medidas pactadas entre PSOE e IU para el país? ¿Dónde la modernización y reindustrialización que precisan la tierra y su gente? Solo en las promesas, en los pactos, quizás en los sueldos de los políticos, pero ni en las medidas tomadas, en número cada vez menor, ni en la sociedad del pueblo del sur. Y, lo peor de lo peor, el barco identitario a la deriva de un país de ocho provincias y 63 comarcas (germen de un auténtico desarrollo administrativo del territorio), perdido en sí mismo y en la españolidad improductiva.

A la actriz de la oposición, Dolores López, no le faltó voluntad, pero el argumento que sostuvo, el de la corrupción, le salió mal, ya que la compañía a la que pertenece (PP), tiene tantos o más corruptos que la del PSOE, la agrupación principal. Además, su facción, el PP, es un grupo centralista, irremediablemente converso al autonomismo por imperativo legal, pero su esencia nunca cambiará. Al menos, la secretaria general mostró más energía y savoir fair que el actor principal de su teatro, JM Moreno Bonilla, inerte, fantasmal, inhábil, sin garra en las actuaciones y prototipo de las capillas andaluzas.

José Antonio Castro, IU y su juego de podery oposición, como decíamos supra, estrategia que no les sale porque van sobreactuados. El portavoz del grupo, en cualquier caso, también bastante mejor que el primer actor de su compañía, Diego Valderas. Para colmo de males de los tragicómicos de IU, les sale al camino la comparsa con voluntad teatral de grandes teatros de Podemos, con más agarre entre el público y comiéndole el número de seguidores a pasos agigantados, de ahí los intentos de acercamiento y, quién sabe, si futura fusión bajo el término de moda en los mentideros, la concertación. El papel de Castro, en la misma línea de la protagonista, Susana Díaz, fue criticar al gobierno del Estado, como si aquí no gobernase nadie. Los espectadores saben que en Andalucía gobiernan PSOE e IU, títeres de sus campañías en el centro, en Madrid, como también los es Moreno Bonilla de su teatro de Madrid, el PP. Estos actores no han estudiado ningún método convincente, ni el Stanislavski, ni el modelo Grotowsky, ni el Actors Studio, ni ninguno que conozcamos. No resultaron creíbles; son o quieren ser histriones –actores-, pero no saben serlo.

Compartir.

1 comentario

  1. Aurelio Pino Domínguez on

    Susana Díaz ha heredado todos los problemas que Andalucía lleva sin resolver desde que existe como tal Comunidad Autónoma, y eso fue culpa de otros gobiernos Autonómicos ajenos al Partido en el que milita la actual Presidenta, pues el único Partido que ha gobernado en Andalucía ha sido el PSOE y Susana Díaz, por su discurso, por sus palabras, debe pertenecer a otro Partido Político y por eso perseguirá a los que se hicieron ricos con los ERE. Lo de Valderas, es el papel del tragicómico secundario que hace el personaje de Comeycalla en esta representación de “Honrados y Pilluelos”….

Leave A Reply

Las cookies de este sitio web se usan para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Además, compartimos información sobre el uso que haga del sitio web con nuestros partners de redes sociales, publicidad y análisis web, quienes pueden combinarla con otra información que les haya proporcionado o que hayan recopilado a partir del uso que haya hecho de sus servicios. Ver detalles

ACEPTAR
Aviso de cookies