Mercadillo de artesanía y segunda mano en Ayamonte

0

ambiente carnavalero. ambiente en el salon. Eladio Orta isabel Calheiros. libros y otras cosas. los protagonistas. Poetas del Gudiana en el MOlino del PIntado una zona del mercadillo(Texto y fotos: José Luis Rúa) Parece ser que la iniciativa de Paula de darle ambiente al Molino del Pintado en Ayamonte, va cogiendo sentido. En esta edición, incluso a pesar del frío que nos dejaba la mañana en la marisma, no provocó desbandada entre los fieles a esta actividad, aunque a la hora oficial de abrir las puertas, se vio algún hueco de estantes producido por una gripe agresiva que se presentó sin cita previa. Pero los más levantaron sus muestrarios e incluso los más atrevidos se presentaron con su traje de disfraz, como pidió la organización, para darle un cierto aire carnavalero al ambiente. En este caso, no cundió el ejemplo.

A las doce de la mañana se abrió la puerta del salón de actos, para dar por inaugurada la exposición fotográfica del colectivo ¼ Oscuro de Villa Real de San Antonio. Veinticuatro instantáneas que dan sentido a alguno de los objetivos fotográficos que identifican a la ciudad lusa fronteriza. Su fisonomía urbana y arquitectura, sus playas, sus fiestas, su actividad deportiva o su fauna autóctona, todo ello maravillosamente captado por el objetivo de algunos de los componentes de esta asociación fotográfica.

Siguiendo con la programación cultural, Pedro Tavares del vecino Castro Marín y en su lengua vernácula, fue desgranando las cuestiones más importantes de la obra del poeta de Canela, Eladio Orta, y de su poemario “ Ridiculum Vitae”. Su soltura y sus tablas le llevaron a invitar a Antonio Cabrita a cubrir el puesto del intérprete. Seriedad, versos, sonrisas, aplausos y todo mezclado en un tono distendido y propio de autores curtidos en mil batallas. Finalmente la voz del poeta se dejó escuchar, pronunciando con fuerza y reivindicación cada uno de sus poemas. Vimos renacer la voz indignada de quien siente en sus propias carnes la presencia de nuevo de máquinas, expropiaciones y enfrentamiento entre los campesinos y no se sabe que otros personajes de corbata y buena oratoria. Eladio sacó su rostro luchador y dio libertad a viejos versos pero que parecen recién paridos: “ los machos se alimentan/ de dunas y arena húmeda/ y cagan piedras/ ladrillo y cemento/ las hembras chupan la sabia de los arboles/ matorrales y plantas halófilas/ y cagan puertos deportivos/ y campos de golf. “.

Y la mañana se hizo inmensa y cada rincón del mercadillo cobró vida mientras la marisma parecía haberse bebido el frio. Gentes de todas las edades, curiosidad ante cada tenderete y una complicidad justa entre todos y cada uno de los allí presentes. Y allá no muy lejos, Domingos lucía orgulloso la bandera de Grecia símbolo de ciertas esperanzas. Y sobre todo el territorio la música especial de un Dj´s ilusionado, Seba Mirabent. Así fue terminando un nuevo día y una experiencia que se va haciendo mayor con el paso de las palabras.

Compartir.

Leave A Reply