El Área Sanitaria Norte obtiene el certificado de calidad de Aenor

0

El Área de Gestión Sanitaria Norte de Huelva, del que dependen el Hospital de Riotinto y los centros de atención primaria de esta zona de la provincia onubense, ha obtenido la certificación que avala la calidad del sistema de gestión ambiental implantado por este dispositivo del Servicio Andaluz de Salud (SAS) con el objetivo de integrar la protección del entorno en su actividad asistencial. En concreto, se trata de la norma UNE-EN ISO 14001:2004, otorgada por la Asociación Española de Normalización y Certificación (AENOR), un distintivo que viene a respaldar los esfuerzos llevados a cabo para implantar líneas de trabajo que favorezcan la reducción del impacto ambiental de sus centros sanitarios durante el desarrollo de la labor asistencial diaria.

La norma AENOR, muy exigente con el cuidado y el respeto al medio ambiente, premia así la estrategia impulsada por el Área de Gestión Sanitaria Norte de Huelva para alcanzar un mayor grado de sensibilidad, responsabilidad y concienciación tanto entre los profesionales sanitarios como en sus usuarios, lo que a su vez redunda en la mejora de la salud de los trabajadores y de la propia población a la que atiende.

Estas políticas de gestión ambiental conllevan la incorporación en los centros sanitarios de objetivos, metas y programas a fin de adecuar el consumo de energía eléctrica, agua y papel, así como reducir la generación de residuos y proceder a la recogida selectiva y reciclaje de los mismos, en línea con las actuaciones promovidas por la Consejería de Igualdad, Salud y Políticas Sociales en este ámbito.

Este proyecto global afecta a cada una de las decisiones que se toman cada día en los centros que pertenecen al área sanitaria, que van desde la contratación de servicios y la relación con los proveedores a la distribución de los recursos o la revisión de los comportamientos y actuaciones entre el propio personal, de forma que se mantenga un control constante sobre aquellas intervenciones que puedan producir algún tipo de contaminación, estableciendo además mecanismos a corto y medio plazo que sirvan para optimizar la gestión de sus residuos y el consumo racional de los recursos naturales.

La concesión del certificado por parte de AENOR ha requerido de un exhaustivo proceso, dividido en diferentes fases. Así, tras la evaluación inicial de la situación de partida se inició la puesta en marcha en el área sanitaria del Sistema de Gestión Ambiental del SAS (SIGA SAS), que incluye un análisis de la estructura y la planificación de las actividades, responsabilidades, prácticas, procedimientos, procesos y recursos para llevar a cabo las directrices medioambientales en la organización.

En este sentido, todas las unidades asistenciales han recibido formación al respecto y, en paralelo, se han creado herramientas específicas para la difusión del sistema de gestión con la finalidad de que los profesionales pueden consultar en cualquier momento información actualizada sobre documentos, manuales de buenas prácticas y legislación en la materia, así como acceder a los formatos establecidos para cumplimentar adecuadamente los registros ambientales, entre otras cuestiones.

La Consejería de Igualdad, Salud y Políticas Sociales es referente en el conjunto del Estado español en la implantación de medidas enfocadas a la mejora de la gestión ambiental de sus centros dependientes, lo que ha permitido que el sistema sanitario público andaluz fuera el primero en recibir la certificación ambiental según las normas internacionales UNE-EN ISO 14001:2004 y, a su vez, los hospitales públicos de la comunidad autónoma también cuenten de forma pionera con acreditaciones medioambientales siguiendo el Sistema de Ecogestión y Ecoauditoría (EMAS) de la Unión Europea.

Con ello, la administración sanitaria persigue que la totalidad de sus instalaciones sean espacios respetuosos con el entorno, gracias a la incorporación de fuentes de energía renovables, la disminución de sus emisiones y el control de los residuos, algo que a su vez implica una reducción en los costes económicos.

 

 

Compartir.

Leave A Reply