El TSJA obliga al Ayuntamiento de Almonte a devolver las competencias a la que fue jefa de Policía Local

0

El Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA) ha obligado, tras emitir sentencia firme, al Ayuntamiento de Almonte a devolver las competencias a la que fue jefa de Policía Local de la localidad desde 2006 hasta 2012, Francisca Borrero, habiendo alcanzado en 2011 el nivel de inspectora jefe del Cuerpo en el municipio, tras superar su correspondiente oposición.

El tribunal andaluz ha rechazado el recurso elevado por el Consistorio almonteño tras la sentencia emitida el pasado mes de septiembre por el Juzgado de lo Contencioso-Administrativo número 1 de Huelva, que ya condenó al Ayuntamiento a devolver estas competencias a Borrero.

Según reza en la sentencia, a la que ha tenido acceso Europa Press, el TSJA obliga al Ayuntamiento a otorgarle de nuevo estas competencias tras dictar la Alcaldía un decreto en mayo de 2012 por la que se aprobaba la nueva estructura organizativa de la Policía Local de Almonte.

Tras este decreto, Francisca Borrero interpuso un recurso en el propio Ayuntamiento y posteriormente denunció ante los juzgados que desde la Alcaldía “no se había efectuado la notificación del decreto conforme a las normas, que regulan el procedimiento administrativo, no existiendo diligencia alguna que acredite la misma y sí únicamente una manifestación al respecto en el Decreto de Alcaldía de 18 de septiembre”. Sin embargo, niega la Administración demandada que “esto sea una realidad”.

El tribunal considera que “no existe diligencia alguna que acredite la realización de esta notificación” por parte del Consistorio y considera probado que la funcionaria sí presentó un recurso al mismo, sin obtener respuesta.

La nueva estructura organizativa atribuye a la recurrente, con categoría profesional A2, funciones relacionadas con la educación vial, violencia de género, menores, disciplina urbanística, notificaciones, informes y formación, mientras que al oficial responsable operativo, con categoría profesional C1, labores relacionadas con la seguridad ciudadana, tráfico y planes especiales, entre otros. Sin embargo el juez considera que “se vulnera lo establecido”, así como que el puesto de jefe de Policía Local “sólo puede ser ocupado por el funcionario de la máxima categoría de la plantilla”, que es en este caso Francisca Borrero.

En este sentido, el juez entiende que “sí existe infracción de la normativa aplicable en la citada remodelación organizativa pues atribuye a un funcionario de la escala básica el desempeño de funciones propias de la escala técnica, como la superior responsabilidad en la organización, dirección, coordinación y supervisión de las mencionadas áreas”.

Por todo ello y con sentencia firme, el TSJA obliga al Consistorio almonteño a devolver las competencias propias de jefe de Policía Local a Francisca Borrero, así como a pagar las costas judiciales con un límite máximo de 600 euros.

Compartir.

Leave A Reply

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies