El Consejo Local de la Mujer recuerda a las cuatro víctimas de violencia de genero del mes de mayo

Consejo Local de la Mujer 15El Consejo Local de la Mujer ha tenido un recuerdo para las cuatro mujeres que han perdido la vida en el mes de mayo a consecuencia de la violencia de género, que eleva a 13 las víctimas de esta lacra social en lo que va de año.

Esta cifra, no obstante, podría incrementarse si se confirman los casos que se encuentran actualmente en investigación, de acuerdo a los datos del Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad. El Consejo Local de la Mujer ha hecho un llamamiento a toda la sociedad para denunciar cualquier signo de maltrato y ha recordado el teléfono gratuito para la atención de mujeres maltratadas, que es el 016.

El 3 de mayo se producía un doble asesinato en Almería, después de que un hombre de 50 años le quitara supuestamente la vida a su mujer, de 47 años, y al jefe de la víctima, de 57 años. El supuesto autor del doble crimen, contra el que no había ninguna denuncia ni antecedentes por malos tratos, asestó varios tiros con una escopeta a su mujer en la localidad de Sorbas y a continuación se trasladó a Níjar, donde vivía la pareja con sus dos hijos de 18 y 24 años, para hacer lo propio con el propietario del semillero donde trabajaba la víctima. Posteriormente, se entregó a la Guardia Civil. Los investigadores descartan inicialmente que las dos víctimas tuvieran otra relación entre sí que la meramente laboral.

La segunda víctima de violencia de género de mayo fue una mujer de 66 años que fue asesinada por su marido en un hospital de Ourense, donde se reponía de un traumatismo en la cabeza causado por un hacha el pasado 2 de abril. La mujer ingresó en estado crítico por las graves heridas que recibió en su domicilio de Pazos (Verín) a consecuencia de un supuesto robo que denunció el marido, de 75 años de edad, aunque la Guardia Civil sospechaba de él como autor de los hechos y lo puso en conocimiento de la magistrada encargada de investigar el caso. Sin embargo, el agresor no tuvo problemas para quedarse varias noches a dormir en la habitación donde la víctima, que era su segunda esposa, se recuperaba de sus gravísimas lesiones, hasta que su agresor acabó con su vida asestándola varias cuchilladas en la propia cama del hospital. Posteriormente intentó suicidarse con el mismo cuchillo de cocina con el que cometió el crimen, pero los médicos le salvaron la vida tras ser intervenido de urgencia.

Los últimos asesinatos de mayo se produjeron los días 14 y 15, con pocas horas de diferencia. El primero tuvo lugar en la localidad alicantina de Denia, donde una mujer de 48 años moría previsiblemente a manos de su expareja. La víctima había cesado la convivencia con su agresor el pasado mes de diciembre, a raíz de un juicio rápido por unas lesiones leves y vejaciones, lo que trajo consigo una orden de alejamiento de 16 meses que el hombre infringió la noche del crimen a llamar a la puerta del domicilio de la víctima, quien le abrió. La pareja tenía una hija de 26 años que estaba independizada.

Al día siguiente, una mujer española de 41 años aparecía muerta en su domicilio madrileño de Villaviciosa de Odón, a consecuencia de varias heridas de arma blanca que le habría asestado su pareja, un español de 42 años detenido por la Guardia Civil en el lugar de los hechos y sobre el que no consta ninguna denuncia previa.

La Comunidad Valenciana es, por el momento, la que más casos de asesinatos registra, ya que se han producido cuatro en lo que llevamos de año: tres en Alicante y uno en Valencia. Le siguen Andalucía, con tres casos y Cataluña, con dos.

 

 

 

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *