Detenido por robar al descuido en varias viviendas de la capital

Efectivos de la Policía Nacional adscritos a la Comisaría Provincial de Huelva han detenido a un hombre de 45 años de edad y que responde a las iniciales J.M.H.J., como presunto autor de un delito de hurto con allanamiento de morada, al aprovechar descuidos para colarse en viviendas con el propósito de llevarse dinero u objetos de valor.

El detenido es un delincuente habitual, miembro de un conocido clan familiar y que cuenta con 43 antecedentes policiales, en su mayor parte por delitos contra el patrimonio, ha informado la Subdelegación del Gobierno en una nota.

Los hechos que han propiciado su arresto tuvieron lugar el pasado sábado. Según la denuncia de la víctima, sobre las 15,00 horas el ahora detenido trató de introducirse en la vivienda familiar, pero al percatarse sus moradores de sus intenciones le amenazaron con avisar a la Policía, dándose a la fuga.

Lejos de desistir, dos horas más tarde, sobre las 17,00, el detenido aprovechó la siesta para colarse en la vivienda. Sin embargo, de nuevo fue pillado por sus ocupantes, esta vez cuando se encontraba ya en el dormitorio rebuscando en un bolso guardado en un armario.

Al verse sorprendido, huyó del lugar sin llevarse nada pero propinando un empujón a la víctima en su fuga. Afortunadamente, ésta pudo reconocer sin duda alguna al autor en una fotografía, tratándose de un delincuente habitual de sobra conocido por los investigadores.

Antes de pasar al detenido a disposición judicial y tras el análisis de denuncias por hechos similares, se le ha podido imputar otro delito con iguales características y en el que logró sustraer 970 euros del bolso de una señora mayor situado próximo a la puerta del domicilio. En este caso también fue reconocido fotográficamente por la cuidadora de la víctima.

El detenido emplea un ‘modus operandi’ tan simple como efectivo: merodea durante unos días la vivienda con cualquier excusa, como pedir dinero o comida, con el objetivo de estudiar el mejor momento en el que usar el descuido o ausencia de los moradores para poder acceder y llevarse rápidamente dinero u objetos de valor.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *