Laberinto social.
Viagra femenina.
[Federico Soubrier]

Federico SoubrierNo fue hasta hace unos días cuando por fin, tras entrevistarse con un nutrido número de damas, un grupo de asesores de la Administración de Alimentos y Medicamentos de Estados Unidos dio el visto bueno para aprobar la comercialización de la flibanserina, pastilla cuya función es incrementar el deseo sexual en las mujeres.

Las asociaciones feministas llevaban tiempo quejándose porque, a pesar de los numerosos estudios realizados que consideraban los beneficios que podría producir en las parejas y por supuesto sobre las féminas en particular, se le han estado poniendo trabas a su difusión popular en el mercado, cuando desde 1998 se autorizaron las píldoras masculina, de formato azul, que de momento han servido como tratamiento a millones de pacientes varones.

La masculina se usaba para contrarrestar la angina de pecho pero, tras comprobar que los enfermos “sufrían” erecciones prolongadas, se aprovechó para convertirla en un negocio farmacéutico multimillonario.

Me contaba una joven amiga que se pasaba meses sin tener relaciones sexuales con su marido, lo cual resulta un tanto raro cuando andas desnudo metido en la misma cama noche tras noche. Entonces me acordaba de aquel dicho de “El hombre es fuego y la mujer estopa, entonces viene el diablo y sopla”, tal vez con las diabólicas pastillas se terminen esos problemas y se enciendan muchas hogueras apagadas en el tiempo.

Seguramente la Iglesia, que estaba en contra del uso de los preservativos en África en plena crisis del SIDA, aunque por entonces el banco Ambrosiano invertía capital para la fabricación de anticonceptivos en Europa, se estará llevando las manos a la cabeza pensando que esto se convertirá en Sodoma y Gomorra, ya que “la jodienda no tiene enmienda”; pero nos quedaremos con la parte positiva, lo mismo la media de natalidad sube de aproximadamente 1,5 niños por familia hasta 2, que al menos parece una cifra más normal.

Han sido millones los chistes publicados sobre la viagra masculina, fideos tiesos, gatos con las colas de punta, viejecillos erectos y mil cosas más; pronto podremos ver el humor con el otro género, a ver qué tal se da. Al parecer la píldora tendrá formato rosa, eso va a resultar algo así como los patucos de los recién nacidos. Si deciden vender un pack con botella de champagne, dos copas y una pastilla de cada color la mezcla puede llegar a ser explosiva y por supuesto el personal llegará más tarde al trabajo, lo mismo hasta Rajoy se ve obligado a devolvernos la jornada de treinta y cinco horas semanales, nunca se sabe los efectos sociales que puede traer cualquier innovación. En ese plano, los anticonceptivos marcaron un hito histórico terminando con el recalcitrante interruptus.

En Andalucía, cuando una persona es seca o algo malaje, hay quien dice “está mal folla o follao”, ahora ya no tenemos excusa, podemos y debemos ser simpáticos porque nos facilitan los medios a ambos para nuestra mayor felicidad.

Es cierto que “La ciencia puede mover el mundo” y como vemos hasta el somier si se lo propone el capital. Enhorabuena y a seguir investigando, pero también en lo demás, en aquello que no es rentable pero sí primordial.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *