Más de 200 niños de los colegios Santo Ángel y Funcadia de Huelva recibieron los bautismos náuticos

Bautismos náuticos en Punta Umbría.

Bautismos náuticos en Punta Umbría.

La llegada del buen tiempo provoca, en mayor asiduidad, el contacto con el agua. Y ahí aparecen los clubes náuticos de Huelva para abrir sus puertas de par en par con el objetivo de ir metiendo el gusanillo a los más jóvenes. Siempre se ha mantenido que a pesar de que Huelva está rodeada de agua por todas partes, nunca se ha terminado de inclinar del todo para la repercusión que debe tener. Por ese motivo, algunos clubes se han fijado como meta romper el mito. Es el caso del Real Club Marítimo y Tenis de Punta Umbría, que ha dedicado por entero la semana a los bautismos náuticos, con presencia de varios colegios de la capital onubense en la experiencia única del contacto con el mar. Desde el lunes y hasta el jueves, el Colegio Santo Ángel y el Funcadia, además de un centro educativo de Madrid, han copado todo el protagonismo, con navegación por las mañanas y práctica del tenis por la tarde, lo que ha resultado en una experiencia maravillosa para los niños, que comprendían los cursos de quinto y sexto de primaria más el de Madrid que están cursando la ESO.

Cincuenta niños cada día han recibido los monitores del RCMTPU, encabezados por el director deportivo, Nacho Zalvide, con la inestimable colaboración de Eduardo Zalvide, como coordinador y el trabajo de Andrés Vélez, Luis Borrero, Jacinto Barroso y Rafa Fernández como profesores de la experiencia, que según los profesores que les acompañaron, “nunca olvidarán”.

Además, quedó claro, el martes, día en el que apareció una niña en silla de ruedas, que eso no es contratiempo para poder disfrutar de la vela igual que el resto. Con la ayuda de los monitores, la chica se integró de forma maravillosa a la experiencia y eso precisamente es un asunto que quieren dejar claro los responsables deportivos del club costero. “tenemos los medios y la predisposición para que todos sean iguales en el disfrute de la vela, por lo que el club tiene las puertas abiertas para ayudar a todo el que lo necesite”. Concluyó Eduardo Zalvide.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *