Cartaya recibe por todo lo alto a la Virgen de Consolación

140715 CONSOLACIÓN 06 140715 CONSOLACIÓN 00 140715 CONSOLACIÓN 01 140715 CONSOLACIÓN 02 140715 CONSOLACIÓN 03 140715 CONSOLACIÓN 04Cientos de cartayeros acompañaron a la Virgen de Consolación en la procesión extraordinaria que organizó la Hermandad con la colaboración del Ayuntamiento con motivo de la llegada de la Imagen al municipio después de haber permanecido desde el mes de septiembre del año pasado en un taller sevillano en el que la talla ha sido sometida a distintos trabajos de restauración y mejora para evitar su deterioro.

Desde las nueve de la noche, y hasta pasadas la medianoche, se desarrolló un desfile procesional que partió de la Avenida de Gibraleón y que encabezaba la Junta de Gobierno de la Hermandad y los representantes de la Corporación Municipal, con el alcalde, Juan M. Polo, a la cabeza. A continuación, fueron principalmente las mujeres quienes portaron en andas la Imagen durante todo el recorrido bajo el son de los cohetes y al compás de la Banda del Ateneo Musical Cartayero.

Especialmente emotivo fueron los primeros momentos, en los que la Virgen hizo parada a las puertas del Comedor Social que gestiona precisamente la obra social de la Hermandad de Nuestra Señora de Consolación, donde Diego Méndez, en nombre de los voluntarios de la instalación, leyó unas emotivas palabras de bienvenida y agradecimiento en honor a la Virgen.

La siguiente parada del que el presidente de la hermandad, Manuel Pérez, definió como “un día histórico”, fue a las puertas del Centro de Mayores y Dependientes, donde fue recibida con enorme emoción por parte de los residentes y donde los miembros de la rondalla local ‘Amigos de la música’ interpretaron el himno de Consolación.

La Calle Alcalde Pérez Pastor recibió posteriormente a la Virgen, engalanada de principio a fin con flores de los colores de la Virgen, el verde y el rosa, y con altares dispuestos para la ocasión. La misma estampa, pero con palmas y flores en ventanas y balcones, se repitió en la Calle Santa María de Consolación, desde donde el cortejo continuó hasta la ermita de Consolación.

Tremendamente satisfechos por el trabajo realizado acompañaron a la Virgen en su entrada el escultor e imaginero Darío Fernández y el equipo que ha colaborado en los trabajos de restauración, que han perseguido frenar el deterioro de la talla.

Tanto la Hermandad como el Ayuntamiento han agradecido la gran acogida y la participación con la que los cartayeros contribuyeron al realce de un momento muy esperado. Precisamente y con motivo de la llegada de la Virgen, al que se unen este año el 75 aniversario de la bendición de la Virgen y el 25 aniversario de la imposición de la Medalla de Oro por parte del Ayuntamiento, se han preparado un conjunto de actos que serán presentados el viernes 17 de julio tras la Misa de Acción de Gracias y en memoria del venerable Padre Gabriel Contreras, que tendrá lugar en la ermita.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *