Expertos destacan en La Rábida la fotografía del medio natural como motor para el turismo

19557208979_1b1da089f0_zHéctor Garrido, director del curso “Fotografía y Ciencia en el Medio Natural” y fotógrafo de la Estación Biológica de Donña-CSIC, ha presentado en rueda de prensa junto con Antonio Atienza y Antonio Camoyán, ambos fotógrafos de reconocido prestigio, dicha formación, acompañados por la Vicerrectora del Campus de La Rábida, Yolanda Pelayo.

Garrido, conocido por el público general gracias a su colaboración con la premiada película La Isla Mínima, ha querido destacar el interesante desarrollo de este curso, “que ha realizado un recorrido por lo largo y ancho de la fotografía ligada a la ciencia de la mano de los mejores profesionales de este sector, como es el caso de Luis Monje, Francisco Márquez, o los que hoy me acompañan en esta mesa”.  En este sentido ha querido destacar el trabajo de Camoyán como fotógrafo pionero a la hora de fotografiar el río Tinto, desde 1960, “en su trabajo queda reflejada su cultura y su insistencia, además de su capacidad para aplicar a las imágenes conceptos de pintura y de otras artes plásticas que igualmente domina”.

Por su parte, Camoyán, ha insistido en la importancia de que se realicen formaciones con este perfil, “ya que la fotografía de naturaleza tiene una gran importancia incluso económica, al ser fundamental para el fomento del turismo”. Es por este motivo, entre otros, que el fotógrafo ha insistido en que “son los fotógrafos los primeros que tienen que cuidar la conservación de la naturaleza durante su trabajo, cuidando siempre de los ecosistemas para conseguir acercar al público a través de nuestras fotos la belleza de lugares que, de otra forma, serían totalmente inaccesibles para ellos”.

En este sentido, ha proseguido destacando que “aunque he viajado por medio mundo, me quedo con la belleza ibérica, que tiene una naturaleza increíble, Picos de Europa, Canarias, Pirineos, Castilla, y sobre todo Andalucía, dónde destacaría la Sierra de Grazalema, Cazorla, y la provincia de Huelva que, a parte de sus playas, cuenta con una sierra de gran belleza y con el ecosistema del Río Tinto, el cual durante tantos años ha formado una parte importante de mi trabajo”. “Este río es foco de atención para numerosos artistas por su singularidad, tiene en sus aguas todo tipo de colores que van desde los azules a los rojos, donde ya alcanza su máximo esplendor”, ha concluido.

Atienza ha querido reafirmarse en esta postura y defiende igualmente la belleza del territorio nacional, “que cuenta una gran variedad de ecosistemas y especies que tenemos que aprender a apreciar”. Asimismo, ha querido hacer un llamamiento para la divulgación de esta disciplina, la cual consigue acercar al público cosmopolita a la naturaleza, “este curso ha sido un referente a nivel internacional respecto a esta disciplina compleja y particular, que requiere de gran sensibilidad”.

Para concluir, la Vicerrectora, Yolanda Pelayo, ha querido agradecer a la Fundación Descubre,  Fundación Andaluza para la Divulgación de la Innovación y el Conocimiento, su colaboración en este curso, “ya que fue de ellos de quien surgió la iniciativa de realizar una formación con estas características”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *