La AUGC denuncia el incumplimiento del descanso diario en el Puesto de Almonte

La Asociación Unificada de Guardias Civiles AUGC ha solicitado al general jefe de la zona de Andalucía que abra un expediente disciplinario al alférez jefe del Puesto de Almonte por “la negligencia en el cumplimiento de las obligaciones” prevista en el artículo 8 de la Ley Orgánica 12/2007, de 22 de octubre, de Régimen disciplinario de la Guardia Civil.

Según la AUGC, “este oficial ha incumplido presuntamente la normativa sobre jornada laboral en la Guardia Civil, no respetando el descanso diario de algunos guardias civiles durante el mes de agosto y por no adelantar el servicio de toda la Unidad”. Además, “se da la circunstancia, que todos estos hechos, ya fueron puestos en conocimiento de las distintas autoridades de la Guardia Civil, sin que se haya actuado contra este oficial, por dicho motivo, sigue incumpliendo la normativa interna”.

A esta denuncia interpuesta por AUGC Hhuelva, se suman las siguientes:

“Hacer que una pareja del Puesto de El Rocío, recoja una denuncia por violencia de género cuando dicho oficial era responsable del Puesto y dejando sin patrulla de servicio toda la zona.

No adelantar el servicio del suboficial y de un cabo cuando tiene la obligación de hacerlo para que toda la Unidad tenga conocimiento del mismo.

Nombrar servicio de 0,00 a 6,00 horas, cuando se regresa de descanso o de asuntos propios.

Ordenar la limpieza del patio a un guardia civil, cuando existe una empresa de limpieza contratada para ello.

Ordenar el traslado de detenidos en vehículos no mamparas poniendo en peligro a los guardias civiles.

Y por otras cuestiones relacionadas con la Prevención de Riesgos Laborales”.

Desde AUGC critican que “no es esta la primera vez como decimos que denuncian las irregularidades de este oficial, sin que la actitud o las acciones de dicho mando hayan cambiado, lo que demuestra que la Guardia Civil no actúa contra los mandos cuando estos son denunciados por sus subordinados, y en especial cuando son denunciados por AUGC. Sin embargo, ante cualquier denuncia de un mando sobre un guardia civil, la superioridad actúa sin contemplaciones abriendo el expediente disciplinario y castigando en el 99% de los casos a los guardias civiles.

Esta es una prueba más del corporativismo que impera en la Guardia Civil, y de su cara oculta de, donde los oficiales pueden incumplir las normas internas, sin que se les abra expediente disciplinario, y sin embargo se actúe de forma contundente contra los agentes de base.

La actitud de superioridad es siempre la misma, aunque existan pruebas evidente de ello, la respuesta es siempre no se procede a la apertura de expediente disciplinario, mientras que a los guardias civiles se actúa de forma contraría. El 95 % de los casi mil expedientes disciplinarios que se abren anualmente en la Guardia Civil, son contra los guardias civiles de la escala básica y si lo concretamos en expedientes para los representantes de AUGC, mas de 55 se han abierto en los últimos años, por su actuación como representantes de los Guardias Civiles”, finaliza la Asociación Unificada de Guardias Civiles.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *