Rubén Gutiérrez, subcampeón master en la travesía de Sesimbra

El pasado sábado 3 de octubre, se celebró la Tradicional Travesía de la Baía de Sesimbra, en la localidad costera del país vecino. Se trata de una prueba con gran tradición, no en vano lleva ya más de 60 ediciones disputadas, y con gran aceptación entre los nadadores, llegando a nadar en la misma cerca de 400 personas. Aunque ya estamos en otoño, la prueba se disputa bajo el reglamento FINA; lo que prohíbe los neoprenos. Y hace que la dureza de la misma sea bastante elevada, a pesar de que no es una distancia larga, ya que se nada una milla náutica, 1.852 metros. La prueba recorre toda la bahía de la localidad Portuguesa, desde la Playa de California, en el límite oriental, hasta el espigón del puerto, en la Playa de Ouro, en el extremo occidental. La salida y llegada se realiza desde el agua, con esta a la altura de la cintura. Y se divide a los nadadores entre federados, y no federados, saliendo estos últimos unos 3 minutos después. El día era excelente, con una buena temperatura exterior, aunque algo nublado, lo que dificultaba la visión y orientación de los nadadores. El agua se encontraba en perfecta calma, sin apenas oleaje ni corrientes apreciables, aunque algo frío como para pegarse un baño.

Al filo del mediodía, se daba la salida a los casi 150 nadadores federados, entre ellos Vasco Gaspar, uno de los representantes Portugueses en el pasado mundial de natación de aguas abiertas celebrado en Kazán; o Miguel Arrobas, nadador Olímpico en Barcelona´92. En esta salida un solo español, Rubén Gutiérrez. Y tres minutos después se daba la salida a los más de 250 nadadores no federados, entre los que estaba un pequeño grupo de nadadores extremeños, del CN Badajoz Máster y Aguas Abiertas Extremadura.

En solo 18´35” llegaba a meta el favorito, Vasco Gaspar, que se adjudicó sin problemas la prueba. Rubén Gutiérrez llego en el puesto 37º, con un tiempo de 22´07”. Llegando a 3´32” del vencedor absoluto, y a 31” del vencedor de su categoría, Márcio Neves. De este modo, Rubén quedaba subcampeón Máster BC (30-39 años), siendo además el 5º nadador Máster en la meta, de casi 200 nadadores (Nadadores de más de 25 años).

A la vuelta de la prueba, en nota de prensa Rubén nos comentaba que esta era ya la 4º vez que participaba en esta importante travesía, pero que si bien en otras ocasiones suponía el final de la temporada, en esta ocasión acudió a ella en pleno descanso entre temporadas, sin estar entrenando. Esas 3 semanas que llevaba sin nadar, hicieron que a pesar de realizar una grandísima salida, llegando a la 1º boya entre los 10 primeros, según iban pasando los metros, fuese acusando el cansancio, la falta de ritmo y la falta de entrenamientos, y fuese perdiendo posiciones,.. A pesar de esto, acabo contento con el resultado, y las sensaciones. No encontrando ninguna molestia en el hombro derecho, donde arrastro una lesión gran parte de la temporada pasada.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *