Aplazan un día la exhumación de los restos de un anarquista fusilado en Zalamea

fotonoticia_20151012103818_800Los trabajos, previstos para este martes en Zalamea la Real (Huelva), para exhumar los restos de un anarquista de la CNT fusilado en 1938, el cual estaría enterrado en una vía pecuaria conocida como Villa Redondo, cerca del cruce de la carretera entre esta localidad y Calañas, se han pospuesto para este miércoles ante las inclemencias meteorológicas.

En declaraciones a Europa Press, el presidente de la Coordinadora de la Cuenca Minera del Río Tinto para la Memoria Histórica, Juan Barba, ha señalado que el arqueólogo, encargado de los trabajos, “ha encontrado el terreno muy húmedo y ha creído conveniente comenzar los trabajos este miércoles que, en principio, no llueve”.

Por su parte, según ha indicado Barba, el Ayuntamiento “ha colocado una carpa para evitar que el terreno se moje más”. Estos trabajos de exhumación se van a llevar a cabo a través de una ayuda de la Dirección General de Memoria Democrática.

Barba ha recordado que hace un año hubo unas jornadas sobre memoria histórica en Nerva, a la que acudieron distintos investigadores y donde se abordó la existencia de esta fosa, donde yacería Ramón Delgado López, un anarquista de la CNT que fue fusilado. En el marco de estas jornadas el arqueólogo Andrés Fernández se ofreció a participar en los trabajos de exhumación.

La tumba es conocida de forma popular en el pueblo como ‘la de Modestita’, ya que su viuda Modesta Vázquez llevó flores y cuidó esta tumba hasta su fallecimiento hace unos años.

Hasta su fallecimiento esta tumba, consistente en abultamiento de tierra con una cruz, siempre estuvo cuidada, según ha relatado Barba, quien ha explicado que después la zona se ve cubierta por la maleza y la Coordinadora pide al Consistorio que limpie el espacio.

Barba ha narrado que por la información que tienen esta persona era un anarquista que estaba en la CNT de Valverde del Camino y después de ser amenazado “huye a la Sierra”. Posteriormente, vuelve a Zalamea y su mujer lo esconde. La Guardia Civil realizó una batida para capturar a huidos y finalmente apresa a Delgado y a su mujer. No obstante, ésta quedó en libertad porque se trataba de una persona religiosa pero a él se le aplica el bando de guerra y es fusilado.

Así, la mujer vio donde enterraron a su marido y de ahí esa tumba que “cuidó durante toda su vida”. Asimismo, algunos investigadores sostienen que en esa zona también podría estar enterrado otro anarquista Juan Manuel Guerrero Cacho que “mataron el mismo día”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *