El PSOE pedirá en el pleno la derogación del impuesto para el autoconsumo eléctrico

José Luis Ramos asegura que el Real Decreto "es un auténtico despropósito"

José Luis Ramos

José Luis Ramos, portavoz del equipo de gobierno de la Diputación de Huelva.

Las ayudas a los productores afectados por el veto ruso, la derogación del Real Decreto de Autoconsumo eléctrico y la adhesión a los Objetivos de Desarrollo Sostenible de las Naciones Unidas son los asuntos que el grupo socialista, en forma de moción, lleva mañana al Pleno ordinario de la Diputación de Huelva correspondiente al mes de noviembre.

El pasado 9 de octubre se aprobó el Real Decreto 900/2015 de Autoconsumo pese al rechazo unánime del sector, la sociedad civil y la oposición política en bloque. Las administraciones públicas territoriales, según la moción, al ser las más cercanas al ciudadano, deben ser las primeras en denunciar una normativa claramente lesiva para sus intereses. El Real Decreto, añade el portavoz del equipo de gobierno de la Diputación de Huelva, José Luis Ramos, “es un auténtico despropósito. Un buen ejemplo de lo que no se debe hacer y una buena recopilación de malas prácticas en materia de autoconsumo en clara contraposición a las buenas prácticas y recomendaciones  recopiladas por la Comisión Europea”.

En la moción se solicita la derogación de este Real Decreto para que sea modificado íntegramente considerando las mejores prácticas disponibles e insta a abrir un proceso participativo de redacción, con la máxima urgencia, de una normativa realmente favorable al desarrollo del autoconsumo que permita a la sociedad en su conjunto disfrutar de sus beneficios económicos, ambientales y sociales, teniendo en cuenta las consideraciones de los diferentes agentes afectados por esta normativa.

La segunda de las mociones presentadas por los socialistas se refiere a la ampliación de las ayudas para los productores afectados por el veto ruso. A pesar de que Rusia no es uno de los principales países compradores de productos andaluces, su demanda había aumentado considerablemente en los cinco últimos años, a razón del 30% anual. La provincia de Huelva se ha visto afectada por este veto, ya que es la segunda de Andalucía en exportaciones totales al mercado ruso, con un 16%.

En la moción se manifiesta el apoyo a que el Gobierno de España defienda los intereses del campo y productores andaluces ante la Comisión Europea y a que se solicite una serie de medidas para paliar las consecuencias del veto ruso como el apoyo a los productores de berenjena, calabacín y fresa; establecer cupo propio para productos como la coliflor, la col y el brócolis; y modificar las precios de intervención en los productos lácteos, que se vean afectados por el veto, entre otras.

La última de las mociones que lleva a Pleno el grupo socialista es una iniciativa solicitando la adhesión a  los Objetivos de Desarrollo Sostenible de las Naciones Unidas, fijados en la Cumbre de Desarrollo Sostenible de las Naciones Unidas, que se celebró a finales de septiembre en Nueva York y que definirán el marco de desarrollo para los próximos 15 años.

Según explica la moción, la propuesta de los nuevos Objetivos de Desarrollo Sostenible se proponen solventar carencias de los Objetivos de Desarrollo del Milenio, “respondiendo al propósito de construir una visión integrada, no reduccionista, que dé respuesta al conjunto de problemas estrechamente vinculados que configuran la situación actual de emergencia planetaria”.

Los objetivos de la nueva agenda de desarrollo sostenible son 17, y dentro de ellos hay 169 metas concretas -los Objetivos de Desarrollo del Milenio eran 8 con 21 metas- “porque los complejos retos del mundo actual requieren que se abarquen muy diversas cuestiones y porque además es fundamental enfrentar las causas básicas de los problemas y no solo los síntomas”.

El nuevo concepto que se introduce ahora es el de desarrollo sostenible, aquel que satisface las necesidades del presente sin comprometer la capacidad de las futuras generaciones para satisfacer sus propias necesidades. Con el fin de lograr el desarrollo sostenible es fundamental, según ha asegurado José Luis Ramos, “ armonizar tres elementos centrales: el crecimiento económico, la inclusión social y la protección ambiental. Estos elementos están interconectados y son todos fundamentales para el bienestar de los individuos y las sociedades”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *