Trabajos de preservación del tomillo carnoso en marismas del río Piedras

 

DSC_0048 Tomillo en flor2_02jun2015La Consejería de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio ha iniciado los trabajos de mejora del estado de conservación del tomillo carnoso (Thymus carnosus) y su hábitat en el Paraje Natural Marismas del Río Piedras y Flecha de El Rompido, donde se localiza la mayor población de España en el límite oriental de su distribución mundial. Esta especie, catalogada en ‘peligro crítico’ en la Lista Roja de la Flora Vascular de Andalucía, es característica de dunas costeras fijadas por vegetación herbácea, un ecosistema de interés comunitario prioritario según la Directiva Hábitats de la Unión Europea.

Tras valorar las diferentes causas de amenaza de esta planta, la Consejería ha decidido favorecer el desarrollo de la misma mediante el control y clareo de retama blanca, un arbusto nativo que en las últimas décadas ha ido modificando drásticamente las dunas fijas con vegetación herbácea. Así, en las zonas donde el tomillo se encuentra más amenazado se ha realizado un clareo de retama en una superficie total de 3 hectáreas. También se ha llevado a cabo un cerramiento para evaluar el efecto de los herbívoros, tanto domésticos como silvestres, sobre esta especie y el resto de la vegetación nativa. Esta medida reduce además el impacto del pisoteo, lo que resulta favorable para el crecimiento de plántulas.

En este mismo espacio se realizarán asimismo actuaciones de ordenación de uso público para prevenir el deterioro de la vegetación costera, para lo cual se instalará un nuevo vallado en el extremo más oriental donde la afluencia de visitantes va en aumento, a pesar de que el acceso es más difícil.

Estos trabajos se desarrollan en el marco del proyecto europeo Life+‘Conservación y mejora en hábitats prioritarios en el litoral andaluz’, Conhabit, que con un presupuesto de más de 2,6 millones de euros tiene como principal objetivo preservar estos enclaves mejorando el estado de conservación de las especies que en ellos habitan, especialmente las amenazadas y prioritarias  para la Unión Europea.

El proyecto, iniciado en junio de 2014 y con un plazo de ejecución de cinco años, incluye actuaciones en las provincias de Huelva, Cádiz, Málaga, Granada y Almería, interviniendo sobre 15 Lugares de Interés Comunitario (LIC) o Zonas de Especial conservación (ZEC) y más de 10 hábitats prioritarios de la costa andaluza. En este Life, coordinado y liderado por la Consejería de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio,  participan también otras administraciones públicas de ámbito estatal y provincial, centros de investigación, propietarios privados de los terrenos, así como asociaciones ambientales.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *