Cartaya rechaza la creación de delegaciones permanentes en El Rompido y Nuevo Portil

El Gobierno municipal de ICAR, PP y PA ha rechazado la moción de Izquierda Unida para la creación de delegaciones permanentes del Ayuntamiento de Cartaya con medios, personal y presupuestos propios en El Rompido y Nuevo Portil. Con esa propuesta, IU defendía “la necesidad de garantizar servicios mínimos de registro, tablón de anuncios y atención ciudadana en ambos núcleos de población”.

El portavoz del PP, Gabriel Maestre, “restó importancia a las necesidades de los casi 3.000 vecinos y una decena de organizaciones sociales de estos núcleos, a los que comparó con las de barrios de Cartaya como Fuente del Duque o El Almendral”, asegura la formación política en nota de prensa. El portavoz popular alegó motivos económicos para rechazar la propuesta sobre la delegación de El Rompido. En respuesta al viceportavoz de IU, David Fernández Calderón, Maestre dijo en el pleno “cuando yo tengo un duro, las cinco pesetas las tengo que repartir entre las cinco esquinas de mi casa, si pongo cuatro hacia una esquina ya no me quedan tres, me queda sólo una. Sin embargo, como era de esperar, los socios del equipo de gobierno no tuvieron reparos en aprobar una ampliación del presupuesto de 735.000 euros para repartirse contratos temporales a dedo”.

Durante el debate plenario, IU defendió las delegaciones permanentes como “una oportunidad para que el Ayuntamiento desarrolle un liderazgo fuerte en El Rompido y Nuevo Portil, mejorando la pésima imagen del Ayuntamiento en esos núcleos y estrechando lazos con el movimiento asociativo para desarrollar eficazmente estas zonas”. El viceportavoz de IU animó al concejal de Playas, Bernardo Hurtado, a “implicarse activamente en esas delegaciones para convertirse en referente como rompiero apreciado y conocido por muchos vecinos de la zona”. Sus palabras cayeron al vacío cuando Hurtado rechazó la necesidad de la moción, aprovechando para calumniar a la Asociación de Vecinos de El Rompido, una organización con fines sociales que trabaja desde 1983.

Durante su intervención en pleno, el concejal de Playas basó su argumentación en juicios de valor y descalificaciones a vecinos de El Rompido, llegando a calificar de “lobo” a un vecino de la zona y reprochándole al viceportavoz de IU su calidad de secretario de la asociación vecinal. “Con la gente que tiene usted delante o detrás, usted sabrá donde se mete”, dijo Hurtado.
IU ha expresado su desconcierto e indignación ante la actitud contradictoria del equipo de Gobierno. Por un lado, asegura trabajar en las delegaciones permanentes reclamadas desde hace años por asociaciones y grupos de la oposición, pero, por otro, rechaza la moción de IU para garantizar el funcionamiento de esas delegaciones. Izquierda Unida rechazan con rotundidad las calumnias y agresiones verbales personales del Gobierno municipal hacia los vecinos y el tejido asociativo de El Rompido y Nuevo Portil, así como hacia sus concejales.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *