El Recreativo busca soluciones a sus problemas económicos

recreativoEl Decano del fútbol, que ahora está en el grupo 4 de segunda división B, lucha por conseguir salir de los puestos bajos de la tabla y así conseguir resurgir de sus cenizas. Desde que en 2006 ascendiera a primera división, el equipo blanquiazul ha ido poco a poco sumiéndose en una debacle que lo ha llevado hasta donde está hoy en día, que es la segunda división B española.

Y no es que el Recreativo de Huelva vaya especialmente bien en la categoría, ya que en 19 partidos jugados, el equipo lleva 6 empates, 8 derrotas y la baja cifra de 5 encuentros ganados. Es por eso que contra el Cádiz, el equipo necesita sumar para así poder, de una vez por todas, tener la oportunidad de hacerse con un puesto en la parte tranquila de la tabla clasificatoria. Partido que tendrá difícil de ganar por el buen momento que sufre su rival, en los puestos altos de la clasificación.

Para este partido (y para los diferentes encuentros de segunda b y otras categorías) podéis apostar en las apuestas deportivas de Luckia, la única casa de apuestas española.

Pero el Recre no solo sufre deterioro en lo deportivo, sino también fuera del campo. Hace un año, cuando el equipo aún estaba en segunda división, se señalaba que el equipo estaba en peligro por los problemas económicos que sufren tanto ellos, como varios equipos de las distintas categorías españolas. Éste hecho, en vez de haberse aliviado, parece que ha empeorado con el descenso a segunda b.

En el mes de Octubre, el jefe del gabinete de prensa del club “Nardy Lafuente”, fue despedido de su cargo debido a los problemas económicos que vienen arrastrando desde hace años. Además de Nardy, también fueron despedidos con anterioridad por motivos similares Pepe Delgado Rivera y Antonio Segovia.

Además de esto, la situación parece insostenible con Pablo Comas al frente del club.

Esperemos que pronto se encuentre una salida y que el Decano vuelva a tener estabilidad, y sobre todo un futuro por delante, el cual hasta ahora es algo más que incierto.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *