DESDE MI CABINA.
Desconfianza ganada a pulso.
[Paco Morán]

Pablo Comas, presidente del Recreativo de Huelva.

Pablo Comas, presidente del Recreativo de Huelva.

(Texto: Paco Morán) La inmediatez de la noticia y cuando uno escribe un artículo a las 21:00 horas para mandar a imprenta, podría tener poca validez cuando usted lee Viva Hueva a las 07:00 de la mañana. Por lo que escribo en presente sin saber que ocurrirá en una hora más tarde teniendo en cuenta el polvorín que es ahora el Decano.

Sin ir más lejos, el comunicado que lanzó el Recreativo sobre la dimisión de los Martín, llegó a las 00:30 horas de la madrugada.

Pero en tiempo presente y mientras a esta hora Gabriel Cruz y Antonio Ramos negocian con Comas, sus pretensiones son de seguir presionando a Huelva. El dueño del Recre sigue pidiendo seis millones de euros por ceder sus acciones, y en el mejor de los caso que el Ayuntamiento de Huelva le haga un reconociendo de deuda. Un tipo que destroza un símbolo de la ciudad, y además quiere cobrar por el daño causado.  Cuestión de tener la cara muy dura.

Gabriel Cruz y Antonio Ramos son personas nobles que no tienen las malas ideas de Comas. El impresentable no tiene escrúpulos, nuestros representantes políticos no están acostumbrados a negociar con  ‘tipos de este nivel profesional’, con individuos que entran en el juzgado como nosotros entramos en un bar a tomar una cerveza.

Pero Gabriel Cruz, Antonio Ramos y los empresarios de Huelva que quieren salvar a Decano no son tontos. Ellos saben que negocian con un tipo sin escrúpulos.

Comas ha sido capaz de dejar boquiabiertos a Pedro Rodríguez, a los García Palacios, a Víctor Hugo Mesa, a sus amiguetes prestamistas madrileños, a Hacienda, a la Seguridad Social, a sus empleados, a los proveedores… En definitiva, a todos ellos, utilizando su capacidad de seducción. Pero no engañará  a los presentes en las negociaciones porque ya van advertidos de con quién negocian.

Y de otro lado, está la querella que el Trust interpondrá contra Pablo Comas. Sólo él sabe si ha cometido o no delitos, con lo que si así es, éste podría tomar miedo y cambiar la retirada de la querella por la cesión de sus acciones. En todo caso es insolvente y le da igual todo.

La gran duda es si los prestamistas aceptarían este intercambio. Partimos de la base de que Comas es un indigente económico que tiene más deudas que dinero. Esto podría jugar a favor de las negociaciones siempre que él resuelve su problema con sus acreedores.

Sigo viendo todo muy enrevesado. Esta negociación no será fácil, por lo que sólo confío en la Justicia. Los socios del Trust acertaron de pleno en votar por mayoría aplastante seguir adelante con la denuncia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *