El Ayuntamiento de Huelva recurre la sentencia sobre la antigua cárcel

alcalde de huelva gabriel cruz en rueda de prensa 800El alcalde de Huelva, Gabriel Cruz (PSOE), ha asegurado este miércoles que el Ayuntamiento ha recurrido la sentencia que da la razón a la Sociedad de Infraestructuras y Equipamientos Penitenciarios (SIEP), dependiente del Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas, por “incumplir” el convenio de la antigua cárcel.

   En rueda de prensa, preguntado sobre este asunto, el primer edil ha explicado que el tema judicial no exime a la SIEP de su responsabilidad en el mantenimiento y conservación del edificio de la antigua cárcel, la cual se encuentra con ocupantes, en un estado de deterioro tanto dentro como en el exterior, por lo que supone “un riesgo cierto” para la ciudadanía.

Así, ha defendido la actuación del ente local, que anunció que va a imponer una multa coercitiva a la Sociedad de Infraestructuras y Equipamientos Penitenciarios ante “el incumplimiento de la orden de ejecución remitida por el Consistorio a finales de septiembre para que se acometieran actuaciones urgentes de seguridad y limpieza en el edificio de la antigua cárcel”.

En este sentido, Cruz ha recordado que el Consistorio debe abonar los 2,2 millones de euros por el convenio de permuta firmado en 2006 con Instituciones Penitenciarias que contemplaba la cesión de la antigua cárcel a cambio de la parcela cercana al centro comercial Holea donde actualmente está ubicado el Centro de Inserción Social David Catalá y dicha compensación económica.

Así, ha remarcado que se trata de un convenio que “incumplió” durante años el anterior equipo de gobierno (PP), así como ha cuestionado las condiciones de dicho acuerdo puesto que “no cuenta con revisión de la tasación”. Además, ha criticado que el entonces equipo de gobierno no acompañara dicho acuerdo con una consignación presupuestaria. “Desde hace nueve años se incumple sistemáticamente la obligación asumida” en este acuerdo, por lo que la SIEP interpuso en enero de 2015 una demanda, cuya sentencia se ha emitido en diciembre.

Tras lamentar que el Consistorio tenga que hacer frente a resoluciones judiciales debido a “incumplimientos” del equipo de gobierno anterior, ha incidido en que el Ayuntamiento ha recurrido esta sentencia, de manera que, cuestionado por los motivos concretos, ha indicado que los letrados del Ayuntamiento son los que han fundamentado el recurso, pero ha incidido en cuestionar si procede o no la cantidad a pagar establecida, puesto que la contraprestación podría ser “excesiva”.

En este sentido, respecto al estado del edificio, Cruz ha dejado claro que, independientemente del asunto judicial, “el estado de la antigua prisión es insostenible” debido a la presencia de ocupantes, reiterando que “se han seguido todos los procedimientos” puesto que, en primer lugar, se instó a la Sociedad de Infraestructuras y Equipamientos Penitenciarios a que “cumpliera sus obligaciones como propietario” y después “se le amplió el plazo” para ello.

Preguntado por la postura del PP, el cual respeta la actuación pero recuerda que hay otros edificios de titularidad de la Junta de Andalucía, por ejemplo, en estado de deterioro, Gabriel Cruz ha subrayado que la decisión de abrir un procedimiento sancionador “no responde a cuestiones arbitrarias” sino a que existe “un riesgo cierto”.

Así, ha asegurado que “en condiciones similares a las que tiene la antigua prisión se abrirá el expediente correspondiente sea quién sea”. A su juicio, esta valoración del PP evidencia que “no conoce Huelva y no sabe cómo están las cosas”.

Finalmente, respecto a si el ámbito judicial cierra la puerta a un acuerdo dialogado entre el Ayuntamiento y la SIEP, el mandatario local ha señalado que “siempre es posible un acuerdo” y ha dicho que “es mejor un mal acuerdo que un buen pleito”, por lo que ve “fundamental” la resolución de los conflictos.

“No olvidemos que es fundamental resolver este tema, más allá de expedientes sancionadores, para darle una salida porque tiene mucho que ver con el futuro de Huelva”, ha subrayado Gabriel Cruz, quien ha recordado que el edificio de la antigua cárcel es “un equipamiento necesario en una zona como Isla Chica”, cercana de la Universidad de Huelva, que es un espacio de “desarrollo”. “No se trata de crear conflictos sino de resolver situaciones”, ha concluido.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *