Premian al Complejo Hospitalario por la atención a la obesidad y la diabetes

Médicos y facultativos de la Unidad de Medicina Interna de los hospitales de la capital reciben tres premios nacionales

Dos premiados (1)

Médicos residentes y facultativos de la Unidad de Medicina Interna del Complejo Hospitalario Universitario de Huelva han recibido tres premios nacionales vinculados a la atención de la diabetes tipo II en pacientes con problemas de obesidad, dentro de la X reunión anual que convoca el Grupo de Trabajo de Obesidad y Diabetes, integrado en la Sociedad Española de Medicina Interna (SEMI), con el fin de actualizar e intercambiar conocimientos sobre la atención a esta enfermedad, muy vinculada a los hábitos de vida.

En una nota, la Junta ha informado de que tres de los cinco premios concedidos a nivel nacional para las comunicaciones de casos clínicos relacionados con el control de la diabetes, se han concedido a este complejo hospitalario por el abordaje tanto diagnóstico como terapéutico del enfermo, que suele presentar además otras patologías añadidas.

Para la designación de dichos premios se ha tenido en cuenta el buen manejo del tratamiento, que busca una atención integral, favoreciendo la recuperación y la mejora de la calidad de vida del paciente.

La diabetes tipo II y la obesidad están consideradas “las dos grandes pandemias del siglo XXI, que no solo está afectando a la población del mundo desarrollado, sino que se está extendiendo de forma alarmante en los países en desarrollo”.

La obesidad está considerada la principal responsable del aumento de la prevalencia de este tipo de diabetes, con el consiguiente aumento de las complicaciones derivadas de la misma, como son las cardiopatías isquémicas, los accidentes cerebrovasculares y las neuropatías. Además, está directamente relacionada con la aparición de numerosas enfermedades que afectan a todo el sistema arterial periférico, generando daños tanto en el riñón como en la retina, entre muchos otros.

El grupo de obesidad y diabetes ha querido celebrar así la X reunión científica, en cuyo programa se inserta la presentación y debate de estos casos, con el que se pretende hacer énfasis en la labor clínica realizada en los centros hospitalarios, por lo que está estructurada en forma de comunicación de casos clínicos.

Con este tipo de metodología se fomenta el análisis y comentario posterior sobre la patología protagonista en cada caso, favoreciendo el intercambio de información como fórmula de aprendizaje y actualización de conocimientos basado en situaciones y pacientes concretos.

Los tres trabajos premiados, cuyos primeros autores son los doctores en formación José Manuel Arrabal Díaz, Christian Leyva Prado y Alicia Hidalgo Jiménez, pero en los que han participado muchos otros especialistas del complejo hospitalario, se refieren a casos muy dispares, si bien hacen referencia común a la necesidad de un abordaje integral que incida, no solo en la atención de la diabetes, sino en los problemas derivados de la obesidad, incidiendo también en el cambio de hábitos de vida que permita una mejora de la calidad de vida del paciente.

MEJORES CASOS CLÍNICOS INTEGRADOS EN UN LIBRO

Los 20 mejores casos clínicos de toda España, de los que cinco de ellos pertenecen a los profesionales y residentes del centro onubense, se han integrado en un libro de carácter práctico, que está editado por la Sociedad Española de Medicina Interna y que pretende ofrecer una visión general sobre determinados abordajes terapéuticos con una intención claramente pedagógica y de análisis que actualice y complete la formación de los especialistas.

Son muchos los estudios realizados a nivel nacional e internacional en los últimos años que han relacionado de manera directa la obesidad y la aparición o mal control de la diabetes tipo II. La clave parece estar en una hormona que interviene en el metabolismo de las grasas, la leptina. Cuando los ácidos grasos del músculo y el hígado no se utilizan, su acumulación altera la capacidad de quemar calorías y provoca una resistencia a la insulina. Las consecuencias son un aumento del riesgo de diabetes.

La adopción de hábitos de vida más saludables en los que se mantenga de forma habitual una dieta equilibrada y se incorpore ejercicio físico a la rutina diaria es una medida preventiva fundamental, no solo para evitar el exceso de peso con todas las complicaciones en el nivel de salud que comporta, sino también para el abordaje de la diabetes y otras enfermedades que suelen aparecer asociadas como la hipertensión o el síndrome metabólico.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *