Marismas del Odiel y Consorcio de Bomberos, juntos por el medio ambiente

La delegada de Medio Ambiente agradece la labor a los efectivos a los que la Junta proporciona formación medioambiental 

Marismas_Bomberos_01El Paraje Natural Marismas del Odiel y el Consorcio Provincial Contra Incendios y Salvamentos de Huelva desarrollan un plan de colaboración en pro del medio ambiente. El acuerdo se plasma con la asistencia del Consorcio de Bomberos en las instalaciones del Paraje y en la formación medioambiental que reciben los efectivos de este cuerpo.

Agentes del Parque Comarcal Riberas-Costa realizan especialmente trabajos en altura en este espacio natural, declarado Reserva de la Biosfera desde 1983. Con sus medios y en las condiciones de seguridad necesarias, acuden a las torretas de nidificación del águila pescadora como principal labor, aunque no es la única. El acuerdo engloba otros trabajos especializados sobre el Paraje Natural Marismas del Odiel.

La delegada territorial de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio, Rocío Jiménez, ha destacado la importancia de estos trabajos, plasmados en coordinación con el director-conservador de Marismas del Odiel, Enrique Martínez.

“Nuestro agradecimiento es notable. Llevan a cabo una labor importante que nos facilita muchas de las tareas en el Paraje que necesitan de cierta especialización”, ha comentado Rocío Jiménez. “Por otra parte -ha añadido-, damos un paso más en la implicación de administraciones y colectivos en el cuidado del medio ambiente en general y en la  conservación de un espacio protegido de más de 7.000 hectáreas”.

En este sentido, el Paraje Natural Marismas del Odiel proporciona formación a los bomberos. En jornadas mixtas reciben información a través de charlas de técnicos medioambientales y, posteriormente, realizan visitan guiadas por el espacio. La temática principal está siendo el programa de reintroducción del águila pescadora (Pandion haliaetus). En los últimos siete años se ha establecido una colonia reproductora después de su extinción en la Península Ibérica en el siglo XX.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *