Los atlantes regresan a Doñana 3000 años después

proyecto atlantis11Un grupo de ruidosos niños corretean por los pinares del Parque Nacional de Doñana con sus cabezas cubiertas por cascos de antiguos guerreros. A su lado aparece un figurante ataviado como guerrero atlante.

Un soldado como los que guerrearon, según Platón, con los estados griegos en un conflicto hace miles de años. Una guerra por la supremacía que acabó con uno de los contendientes vencidos no por un ejército, sino por un fenómeno natural.
Según National Geographic, un tremendo tsunami sumergió la Atlántida en un mar de lodo y sedimentos convirtiendo su antigua entrada de mar en una marisma que lo que hoy es Doñana.

Han pasado milenios de aquello y ahora unos traviesos escolares participan en una de las actividades del programa diseñado por el aventurero y naturalista onubense Luis Manuel Bejarano y que ha bautizado con el nombre de “Doñana-Atlantis”. Un proyecto que propone, entre otras muchas ideas, una exposición itinerante sobre la leyenda y la historia de los Atlantes comenzando por la visualización de los escritos griegos que dieron lugar al conocimiento de una civilización que desapareció sin dejar prácticamente ningún rastro.

“Es un proyecto que conjuga fantasía y realidad para hacernos a todos un poco más felices y creativos. Una idea que no busca ser reconocida como una realidad absoluta sino más bien como una propuesta de aventura e ilusión colectiva”—puntualiza Luis Manuel.

“Doñana-Atlantis” también propone visitas culturales en pleno amanecer a las marismas de Almonte e Hinojos en la provincia de Huelva, que es la zona donde la prestigiosa National Geographic afirma, en base a sus investigaciones, se encuentran restos de la civilización que el filósofo griego Platón definió como situada “Más allá de las columnas de Hércules y sobre una isla”.

Estas visitas irán apoyadas por burros que acompañarán a los visitantes y acarrearán fardos de poco peso como toda la parafernalia compuesta de carteles desplegables, planos e historiografía que servirá de soporte a las aulas al aire libre que se ofrecerán.

Ya tienen lista de espera para la primera experiencia, lo que da idea de la expectación que ha generado la propuesta.

El proyecto ha sido presentado y registrado en la Diputación de Huelva y los promotores están seguros de que esta institución no dejará de lado una propuesta que según ellos es, posiblemente, una manera práctica y dinámica de promocionar la Provincia fuera de nuestras fronteras.

Luis Manuel Bejarano es consciente de que cualquier iniciativa sobre la Atlántida despierta controversias y polémicas: “Desde hace décadas una legión de dudosos eruditos ha ubicado la Atlántida en sitios tan dispares y, en algunos casos esperpénticos como Perú, Las Canarias, Islas Bermudas y muchos lugares más pero en esta ocasión lo que dice la National Geographic se acerca enormemente a la lógica histórica y las definiciones sobre esa civilización de personajes de la antigüedad que sí tuvieron de primera mano información sobre ellos.”

“Desde el descubrimiento de la National Geographic ahora ha crecido otro vivero de conocedores de la Atlántida que la ubican incluso, prácticamente, debajo de sus casas” añade el creador de la idea. “Además los que se oponen a la propuesta alegan que no existe base científica sin ellos tampoco aportar en que base científica se basan para negarla, ya que tampoco suelen tener conocimientos exactos de lo que comentan con lo cual nos encontramos en una situación sin salida”.

Bejarano afirma no querer entrar en esas polémicas y prefiere ofrecer a todos los interesados por este tema, que son muy numerosos en todo el planeta, la propuesta de al menos estudiar lo presentado por la prestigiosa institución norteamericana.

“Los visitantes podrán observar al amanecer las marismas donde se ubicó esta civilización mientras disfrutan de explicaciones al aire libre. Todo el equipaje y soportes gráficos será trasladado por burritos para no contaminar acústicamente el entorno.”

“Antes de estudiar sobre la Atlántida realicé un seguimiento de las leyendas sobre Troya, también descritas como una civilización en guerra con los estados del mar Egeo, y descubrí enormes coincidencias con lo que está pasando”.

Troya fue un hecho histórico que se consideró una leyenda mitológica fruto de la invención del narrador clásico Homero. En el siglo XIX el filántropo y aventurero Heinrich Schliemann decidió no hacer caso a los reconocidos estudiosos que insistían en la no veracidad de la historia y después de leer detalladamente los escritos milenarios y apoyado por un colega que ya trabajaba en la idea, logró desenterrar la ciudad de Troya en lo que hoy es territorio turco.

“Los pensadores y escritores griegos normalmente no mentían aunque en cambio sí se permitían exagerar los datos y cronologías.”

Luis Manuel Bejarano preside la Asociación hispano-británica “El Burrito Feliz” y ha diseñado la idea del Camino de Santiago-Doñana que a solo unos meses de su presentación ya es un referente para los futuros peregrinos que quieren comenzar la Ruta Jacobea desde el sur de España.

Bejarano ha vivido años en diferentes puntos del planeta y conoce bien el Amazonas, Suiza, Islas Galápagos, y también ha colaborado durante años en centros medioambientales de Cuba. Este aventurero y naturalista afirma que la solución de Doñana pasa por su aprovechamiento sostenible e inteligente simplemente imitando lo que se hace en todos los Parques del planeta que ha conocido.

El proyecto “Doñana-Atlantis” ya está en marcha y tres mil años después los guerreros atlantes atraviesan de nuevo los bosques de esta reserva del Sur de España.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *