Constituido un grupo de trabajo para promover la mediación en Huelva

La Delegación de Igualdad es la impulsora de esta iniciativa en colaboración con el Colegio de Trabajo Social

Medioación 2Mediación 1

La Junta de Andalucía, a través de la Delegación Territorial de Igualdad, Salud y Políticas Sociales, ha constituido un grupo de trabajo en el que están integradas todas las administraciones, colegios profesionales, asociaciones y otras entidades de la provincia que desarrollan actividades en materia de mediación. Su finalidad es promover entre la población onubense esta práctica enfocada a la resolución de conflictos en distintos ámbitos sociales de una forma positiva y dialogada y sin necesidad de judicializar el proceso.

El delegado territorial del ramo, Rafael López, ha presidido este lunes la sesión que ha servido de marco para la puesta en marcha de esta iniciativa, impulsada por el servicio de Prevención y Apoyo a la Familia de la administración autonómica en Huelva en colaboración con el Colegio Profesional de Trabajo Social.

López ha destacado la “importancia” de esta experiencia que por primera vez se lleva a cabo en la provincia y que va a “permitir un espacio de encuentro entre los diversos agentes implicados en el proceso de mediación, facilitando así su cooperación, el desarrollo de acciones conjuntas y el establecimiento de sinergias en favor del fomento de este sistema alternativo de resolución de conflictos”.

Además de la Junta de Andalucía, representada también por la Fundación Mediara, dependiente de la Consejería de Justicia e Interior, y el Colegio de Trabajo Social, en el grupo de trabajo participan estas otras entidades: la Universidad de Huelva; los ayuntamientos de Huelva y Almonte; la asociación Alcores; los colegios profesionales de Psicología de Andalucía Occidental, Abogados, Educadoras y Educadores Sociales, Médicos, Gestores Administrativos, Procuradores y Graduados Sociales; las asociaciones de mediación Mesites Andalucía, Amefa y Mediante; la Cruz Roja; la Cámara de Comercio de Huelva; y la federación andaluza Enlace (equipo de mediación penal de Huelva).

Mediación familiar

La Delegación Territorial de Igualdad, Salud y Políticas Sociales es el organismo competente en mediación familiar y el encargado de gestionar en la provincia el Registro de Mediación Familiar de Andalucía, un servicio creado por la Junta en 2013 para favorecer la accesibilidad de la ciudadanía a esta clase de atención.

Dicho registro, que cuenta ya con un total de 121 profesionales inscritos en Huelva –entre trabajadores sociales, psicólogos, licenciados en Derecho, educadores sociales, psicopedagogos y pedagogos-, facilita a la población la gestión de conflictos no violentos que se produzcan en el ámbito familiar o intergeneracional, propiciando que las partes lleguen a acuerdos estables que eviten, o al menos minimicen, las consecuencias negativas para adultos, menores y personas más vulnerables.

En línea con el refuerzo de sus políticas preventivas, la Consejería de Igualdad y Políticas Sociales promovió la ley de la mediación familiar en la comunidad autónoma, el decreto de desarrollo y las órdenes que regulan la formación específica de las personas mediadoras, las tarifas aplicables en los supuestos de mediación gratuita y el sistema de turnos, así como los modelos de solicitud relacionados con la inscripción en el registro, la designación de persona mediadora y de mediación gratuita. En este sentido, el servicio incorpora un sistema de turnos con vistas a atender aquellos casos que cumplan los requisitos establecidos para beneficiarse de la gratuidad en la prestación o cuando las partes en conflicto no se pongan de acuerdo en la elección de la persona mediadora.

Pueden acogerse voluntariamente a un proceso de mediación familiar las partes en conflicto que sean personas casadas, parejas de hecho, parejas sin vínculo conyugal pero con hijos e hijas comunes y familiares hasta el tercer grado de consanguinidad o afinidad. Asimismo, el procedimiento está también abierto a personas adoptadas o acogidas y a sus familias biológicas, adoptivas o acogedoras, así como a aquellas personas que ejercen la tutela sobre menores o sobre personas en situación de dependencia.

Entre los conflictos que pueden ser objeto de mediación familiar figuran los relativos a los procedimientos de nulidad matrimonial, separaciones, divorcios o disoluciones de parejas de hecho; los conflictos derivados del régimen de visitas y comunicación de los nietos y nietas con sus abuelos y abuelas; cuestiones relativas al derecho de alimentos y cuidado de personas en situaciones de dependencia; relaciones de menores con sus parientes, personas tutoras o guardadoras; y ejercicio de la patria potestad o tutela.

La mediación familiar queda expresamente excluida en situaciones en las que exista violencia o maltrato sobre la pareja, hijos e hijas o cualquier otro miembro de la familia.

La profesionalización y consolidación de la figura del mediador familiar a través de una formación adecuada para el desempeño de sus funciones es otro de los objetivos de este nuevo sistema. A la vez que las actuaciones de mediación familiar se desarrollen con plenas garantías, no sólo para las personas usuarias de la mediación, sino también para los profesionales que ofrecen este registro público de la Junta.

Los ciudadanos que precisen hacer uso de este recurso pueden informarse en la web de la Consejería de Igualdad y Políticas Sociales, accediendo al apartado ‘Infancia y Familias’ (www.juntadeandalucia.es/organismos/igualdadypoliticassociales/areas.html), o acudiendo directamente al servicio de Prevención y Apoyo a la Familia de la delegación territorial del ramo, que es su responsable en la provincia.

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *