Directores de institutos denuncian la imposibilidad de planificar el próximo curso

En la reunión celebrada este miércoles, en el CEP de Bollullos-Valverde, por parte de 30 directores de la provincia de Huelva, gran parte de ellos miembros de ADIÁN-Huelva (Asociación de Directoras y Directores de Institutos de Andalucía), para analizar las incidencias durante el curso escolar 2015-2016 y afrontar la planificación del 16/17, se acordó de manera unánime hacer públicas las siguientes cuestiones que han afectado y siguen afectando al correcto funcionamiento de los centros, con el deseo de colaborar con la administración educativa en la mejora de las mismas:

a) Nuestra gran preocupación porque a estas alturas del curso académico aún no se han publicado los decretos y órdenes que establecen el desarrollo curricular de la ESO y Bachillerato.
– Esta situación impide que los centros educativos aborden cualquier tipo de planificación con vistas al próximo curso.
– Asimismo, esta falta de normativa dificulta la necesaria orientación académica que el alumnado debe recibir con vista a la continuación de sus estudios.
– Con esta incertidumbre el profesorado ve comprometida su labor docente en cuanto a las materias a impartir, contenidos, modos de evaluar, etc.

b) Denunciamos que a dos meses de la finalización del curso, no todos los centros hayan recibido la cuantía económica de los gastos de funcionamiento que les corresponden poniendo en serias dificultades la gestión económica de los centros.

c) Mostramos nuestra preocupación por la falta de recursos económicos y humanos para el correcto funcionamiento de los programas bilingües en nuestros centros.

d) Manifestamos nuestro apoyo al profesor agredido en el I.E.S. El Sur de Lepe y nuestra repulsa más enérgica ante cualquier agresión a los miembros de la comunidad educativa.

Para acabar, queremos expresar nuestra inquietud y malestar ante la falta de toma de decisiones por parte de la administración educativa en un momento en el cual se necesita precisamente la actitud contraria, pues la inacción actual tan sólo provoca una pérdida de crédito y calidad en un sistema público de educación ya de por sí muy maltratado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *