EL ESTERO.
Abiogénesis, de Fernando Bazán.
[José Jesús Conde]

(Foto: Cristina Navarro)

(Foto: Cristina Navarro)

 

Yo diría que Fernando Bazán es un explorador. Pero de los de antes, de los que llevaban bien colocado el salacot y el látigo aprisionado en el cinto. Un buscador de la preciosa piedra, de la piedra filosofal que yace bajo las dunas de por frente a la Venta del Calé. Yo diría que es el caminador de los arrabales que lucen suspendidos, como por obra de arte, en el mismo aire; acaso el que sopla desde las marismas de la vieja Onuba, o acaso el que flota al través de los callejones del Soho. Yo diría que rastrea, sin descanso, la sonoridad; siempre al encuentro de algún fonio que determine, en su conjunción con otros, la esmeralda sónica eternamente presente en cada uno de sus sueños.

Nacido en Huelva, en 1986, Fernando Bazán es Licenciado en Bellas Artes por la Universidad de Sevilla y docente de las Artes Plásticas. Tiene publicados dos discos: “Vicio-Vertedero” (2011), poemario en formato libro-disco, editado por Cangrejo Pistolero Ediciones, y Primer Premio del certamen Becarte 11; y “Ruan: confesiones en el no lugar”, (2014), un libro editado por Cangrejo Pistolero Ediciones, un disco publicado en digital, y un espectáculo escénico musical. Acaba de terminar una tercera obra, de rótulo “Abiogénesis”, que saldrá a las ondas el día 6 del presente mes y año. Figura en antologías literarias y discos recopilatorios, participando en encuentros poéticos y musicales por todo el territorio español: Perfopoesía, Vibrato, Kerouac, Arriversos, Vociferio, JamónPop y SouthPop.

El álbum del que les escribo hoy, “Abiogénesis”, producido por Charly Chicago, se va a publicar por entregas; concretamente, serán tres los lanzamientos que se hagan del mismo y solamente estará disponible en tiendas digitales y en las principales plataformas de música vía streaming. En el primer EP, con cuatro composiciones, ya nos está señalando Fernando Bazán que el cuerpo compacto que caracterizaba a sus dos anteriores trabajos ha dejado el paso a esponjosos matices que lo acercan –para entendernos- un poco más al pop. Lo que no quiere decir que la exploración y el látigo hayan desaparecido de la escena, puesto que el camino y el  objeto son marcas consustanciales de nuestro protagonista.

En cuanto al título de “Abiogénesis”, apunta Fernando Bazán que se corresponde con “una de la principales teorías del origen de la vida en nuestro planeta, la cual se fundamenta en la creencia científica y analítica de un origen de la vida desde la No vida; lo que significa que la vida se creó a partir de materia inanimada e inorgánica”. Y aclara que: “Si en mi anterior trabajo establecía reflexiones en torno al No lugar, en este disco hay una aproximación a la No vida, concretamente al origen de la misma a partir de materia inanimada”.

“Abiogénesis”, de Fernando Bazán, un artista onubense, para el mundo y distinto.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *