Ocho meses de prisión por dañar terreno de dominio público en una finca de San Bartolomé

Un juzgado de Huelva ha condenado a un hombre, tras llegar a una conformidad, a ocho meses de prisión y a pagar una multa de 1.700 euros –con una cuota diaria de siete euros durante ocho meses– y otros 17.138, como responsabilidad civil, por los daños y regeneración del lugar, por un delito de daños en bienes de dominio-uso público en una finca ubicada en San Bartolomé de la Torre.

Según reza en la sentencia, a la que ha tenido acceso Europa Press, el juez considera probado que el condenado, usando maquinaria pesada y sin autorización del propietario de la finca ni de la Administración Ambiental ni Hidráulica, realizó obras para la extracción de áridos en el citado paraje, afectando con ello la orografía del terreno y el dominio público hidráulico, en concreto dos arroyos innominados tributarios del arroyo ‘San Bartolomé’.

El condenado ha llevado a cabo obras de excavación y allanamiento con alteración del citado dominio público hidráulico y ha causado unos daños tasados provisionalmente en 2.474 euros, según el informe técnico pericial elaborado, que calcula el coste de restauración a su estado original.

Fuera del dominio público hidráulico, las zonas de vegetación afectadas por la extracción se han regenerado de forma natural, si bien la formación de taludes y desmontes ha causado unos daños relevantes provisionalmente tasados entre 11.505 y 14.664 euros, según el informe técnico pericial elaborado que calcula el coste de restauración del terreno a su estado original.

Por todo ello, el juez le impone al condenado que asuma la restauración de la finca dañada y para ello ejecutará bajo la vigilancia y control de la Delegación Territorial de la Consejería de Medio Ambiente de la Junta de Andalucía todas las actuaciones necesarias.

A su vez, tendrá que presentar en el Juzgado de ejecución en seis meses plan técnico de restauración aprobado por la Administración y lo ejecutará a su costa en un plazo máximo de dos años.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *